El inicio de clases será con asambleas en las escuelas

El inicio de clases será con asambleas en las escuelas
La UEPC se declaró en estado de alerta y movilización. Habrá reuniones de dos horas por turno el miércoles 22. La Provincia habría ofrecido un incremento no remunerativo.
En alerta. Los docentes se preparan para un inicio conflictivo del ciclo lectivo por la lejanía de un acuerdo en la negociación salarial (Raimundo Viñuelas/La Voz).

“No tienen plata para armar una propuesta que responda a nuestra exigencia”. Esas fueron las primeras palabras que escaparon, pesadas, de la boca del titular de la Unión de Educadores (UEPC), Juan Monserrat, ante el plenario de secretarios generales del gremio.

El dirigente había pasado buena parte del día de ayer escuchando a funcionarios y técnicos del Ministerio de Administración y Gestión Pública, que encabeza Mónica Zornberg, una de las áreas involucradas en la negociación salarial.

Por la mañana, el ministro de Educación, Walter Grahovac, se había mostrado optimista por la negociación. Pero horas más tarde el panorama era el inverso y el funcionario se mostró “sorprendido” por la medida gremial, a la vez que ratificó la continuidad del diálogo.

Monserrat evitó dar precisiones sobre la oferta oficial, pero aseguró que está “muy lejos” de la expectativa del gremio. Y por eso se resolvió declarar “el estado de alerta y movilización”.

Bajo ese estatus, se lanzó la convocatoria a asambleas de dos horas por turno en las escuelas provinciales para el próximo miércoles, en coincidencia con el inicio de las clases en la provincia.

El “precalentamiento” será hoy, cuando se realicen reuniones informativas con todos los delegados. En tanto, el jueves de la semana próxima se juntarán los representantes escolares por departamento, mientras que el viernes 24 se realizará una asamblea general en la sede central de la Capital.

Si antes de ese día no surge una propuesta superadora del Gobierno, es probable que se definan medidas activas de protesta por la puja salarial.

Sin margen. Trascendió que la oferta del Gobierno generó escozor en la dirigencia de UEPC. Tanto que varios miembros de la cúpula sindical opinaron que la propuesta ni siquiera merecía ser escuchada.

Por esa razón, en el comunicado oficial que emitió el gremio, se indicó que “hasta el día de la fecha (por ayer) no (se) ha recibido ninguna propuesta de incremento salarial para ponerse a consideración de todos los docentes oficiales y privados de la provincia”.

En realidad, propuesta hubo. La Provincia habría puesto sobre la mesa un esquema de movilidad trimestral, pero de carácter no remunerativo, lo que disparó un rechazo instintivo en los docentes.

“No aguantan financieramente esta etapa”, deslizó un vocero que sigue de cerca la negociación salarial y los avatares de la relación con el Gobierno nacional.

Entre ambos escenarios, volvió a tomar cuerpo la declaración que en enero había formulado el gobernador José Manuel de la Sota, quien había supeditado el aumento salarial a un acuerdo por la deuda que la Nación mantiene con Córdoba.

“No podemos hacer ningún tipo de ofrecimiento. Hasta que no tengamos resuelta nuestra situación con el Gobierno nacional, sería irresponsable”, dijo el mandatario a principio de año.

Pedido. El martes pasado, en el inicio formal de las paritarias, la UEPC solicitó un incremento anual de entre 25 y 28 por ciento (en línea con la paritaria nacional), a liquidar en dos tramos, con un mayor porcentaje en el primer semestre.

También reclamó elevar las bandas para el cálculo de las asignaciones familiares, a fin de que los aumentos no eliminen la percepción del cobro de ese ítem.

Otro planteo fue reducir de la edad jubilatoria de los docentes que trabajan en escuelas especiales y conformar una nueva jornada laboral para los directores de las escuelas de nivel medio y superior, con la incorporación al cargo las horas de cátedra que dictan.

Por último, se pidió sumar a las directoras que cumplen funciones en escuela de jornada ampliada a la forma de pago de sus pares con régimen de jornada Extendida.

Ayer, en tanto, el gremio repudió al Ministerio de Educación nacional por haber liquidado con recortes el Fondo de Incentivo Docente.

Reclamos

Salud. La Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) realizará hoy una asamblea en el Hospital Tránsito Cáceres de Allende, a partir de las 8, para rechazar “la intención de reducir a la mitad la cantidad de camas en el servicios de terapia intensiva”.

Ganancias. El Centro de Jubilados y Pensionados del Banco de Córdoba considera insuficiente una suba de sólo 20 por ciento en el mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias. Para la entidad, “es ridículo que los trabajadores activos y jubilados deban pagar este impuesto” y por ello reclama su inmediata eliminación. Anticipó que acompañará las gestiones de la Asociación Bancaria y la CGT.

Comentá la nota