Insisten con 29% de aumento y ponen plazos

La tensión se generó por la demora en la convocatoria a paritarias y si el próximo viernes 10 de febrero no reciben el llamado, fijarán la posibilidad de adoptar medidas de fuerza en los primeros días de la semana entrante.
Los municipales ya definieron su reclamo salarial, que no estará por debajo del aumento logrado en 2011 que fue del 29 por ciento. "Siempre somos el furgón de cola", había mencionado el representante del Sindicato de Empleados Municipales de Rosario, Antonio Ratner ante el no llamado para la convocatoria.

Es por eso que el Plenario de Secretarios generales sesionará el viernes 10 de febrero como el día límite para esperar el llamado y ser convocados a las paritarias.

El pasado jueves los representantes paritarios de FESTRAM se reunieron para consensuar el reclamo que el sector llevará al seno de la Comisión Paritaria y en la oportunidad evaluaron la evolución de los salarios y los recursos de Municipios y Comunas, llegando a un consenso para someterlo a consideración del conjunto de los Sindicatos integrantes de la Federación.

Por otra parte, evaluarán la conformación de la Comisión Paritaria por parte de Intendentes y Presidentes Comunales que fue convocada por el Gobierno Provincial para el próximo jueves.

La tensión se generó por la demora en la convocatoria, ya que mientras FESTRAM solicitó la apertura de paritaria en el mes de diciembre del año pasado, en otros sectores públicos y privados se comienza a avanzar en las tratativas. Esta postergación impacta en las fechas de pago de los aumentos, con lo que, si no se acelera la reunión de la Comisión Paritaria, el Plenario dispondrá fecha para iniciar las medidas de fuerza, según anunciaron.

Por su parte, aluden a una evaluación del comportamiento de la coparticipación, que según el Presupuesto Provincial enviará más de mil millones de pesos a Municipios y Comunas en relación al año pasado, es decir un 32% más. "El 2012 se asemeja al 2011 en cuanto a crecimiento y recaudación y por eso, no se puede pedir menos que esto", remarcó el representante Ratner sobre el tema.

En ese marco se acordó plantear la discusión sobre la base del Acuerdo Salarial 2011, que fue del 29 % de aumento y exigir una garantía de incremento salarial o un salario de bolsillo mínimo.

Otro dato del cual se tomaron, es el incremento de alícuotas en el Impuesto a los Ingresos Brutos, que no estaba contemplado en el Presupuesto, el cual es una noticia altamente positiva para las finanzas de los gobiernos locales. No obstante ello, aprobaron el reclamo de un cambio tributario que no aumente los impuestos, sino que se le cobre a los que no pagan.

En ese marco acordaron plantear la discusión sobre la base del Acuerdo Salarial 2011, que fue del 29 % de aumento y exigir una garantía de incremento salarial o un salario de bolsillo mínimo.

"Si en ese lapso no hay convocatoria, comienza el conflicto", lanzó el representante del Sindicato de Municipales de Rosario e hizo hincapié en que "ya hay fecha para docentes y empleados públicos", mientras que ellos siguen esperando.

Comentá la nota