La intervención se hizo cargo del gremio petrolero

Con la presencia de un abogado, un asesor de la justicia, e integrante de la Comisión Normalizadora, ayer por la noche los delegados petroleros que mantenían tomado el edificio del Sindicato Petroleros y Gas Privado entregaron formalmente las instalaciones.
Del acto, participaron además un escribano y se constató el estado del inmueble y labró un acta para dejar documentado como se hallaron las oficinas y otras dependencias.

Cumplido el trámite, al abogado Cristian Karanicolas, asesor legal del Sindicato explicó que “se llama a un técnico en computación para que realice una copia del disco duro de todas las computadoras y con eso se constata la información que tenía la computadora al momento de la recuperación de la sede”.

Asimismo detalló que en el momento de la entrega habían tres personas y “se inició un expediente y esto tuvo una resolución judicial y se ordenó la devolución del sindicato. Pero esto sigue avanzando en la justicia. Esto es una causa iniciada para recuperar la sede de quien esté ocupando. Esto es una causa con destinatarios abiertos”, aclaró.

En este contexto consideró que “el tema de responsabilidades de ocupación es prematuro decirlo y lo dirá la justicia”. Aseguró además que actualmente el Sindicato está a cargo de una Comisión Normalizadora designada por la Federación, quien es la entidad de segundo grado.

Con respecto al llamado a elecciones para elegir a la Comisión Directiva del gremio, el abogado sostuvo que “esto está expuesta perfectamente en el expediente que hemos iniciado, para acreditar el derecho de recuperar la sede. Estas son cuestiones de estricto orden gremial y judicial y quien opine lo contrario tendrá que decirlo y expresarlo en ese expediente y en el ámbito que corresponda”, aseveró.

“Esto es doloroso, porque soy un delegado gremial que estuve en la lucha con los auto-convocados y la Comisión que recibió el gremio no hay ninguno. Esto es lamentable. Hubo dirigentes durantes muchos años y hoy deberían estar presentes”, dijo Juan Carabajal uno de los petroleros que estuvo más de cien días pernoctando en el gremio.

“Hemos cuidado las instalaciones, y siempre priorice que no se toque nada. Las instalaciones están en perfectas condiciones y no sucedió lo mismo en el gremio de Pico Truncado que se robaron todo”, indicó.

De esta manera detalló que “hay testigos que vieron que fueron gente en camioneta. Pero ahora la policía será quien deba investigar”.

Asimismo sostuvo que “lo siento en el alma, porque me encontré solo en la lucha. Me di cuenta que estamos en contra de un sistema muy poderoso y pensé que iban a estar mis compañeros. Ninguno vino a dar la cara. Fueron muchos los días que estuvimos acá y solamente pedimos que se hagan las elecciones”, dijo Carabajal.

La decisión de entregar la sede del gremio “fue porque mi esposa tienen problemas de salud. Manejo un camión y dormir todos los días acá, dormir mal, cansa. También sabíamos que iba a ver un desalojo y nuestro abogado nos recomendó que entreguemos el sindicato en paz, para que rápidamente puedan realizarse las elecciones”, indicó.

En tanto, Carabajal dijo que el 4 de agosto se termina el mandato de la Federación y “todo quedará acéfalo, porque no han convocado a la junta electoral. Está todo en la nada y sabemos que la intervención tiene todos sus plazos vencidos. Nosotros pedimos que se llamen a elecciones y que los petroleros tengan un sindicato digno”.

Comentá la nota