Investigan por lavado un faraónico proyecto del "Caballo" Suárez

Investigan por lavado un faraónico proyecto del

El procesamiento por extorsión del sindicalista preferido de Cristina

Dos fiscales buscan comprobar si compró el 20% de la marítima Maruba y extraños movimientos financieros millonarios.

En las fiscalías federales de Gerardo Pollicita y Ramiro Gonzalez se iniciaron paralelamente sendas investigaciones sobre millonarias maniobras económicas-financieras de Omar “Caballo” Suárez. Pollicita espera un peritaje sobre la fortuna del sindicalista, su familia y su entorno para avanzar sobre las acusaciones de fraude y extorsión. Por otro lado, el fiscal Gonzalez inició una investigación sobre lavado de dinero para investigar una red de cuentas bancarias de Suárez en la argentina y el exterior. Lo hace con la ayuda de la Unidad de Información Financiera (UIF). Pero no solo lavado sino un proyecto faraónico del “Caballo” de querer controlar el transporte marítimo internacional de la Argentina.

Entre los documentos encontrados por la interventora del SOMU y diputada de Cambiemos, Gladys Gonzalez, en una caja fuerte se halló una oferta de compraventa del 20 por ciento de las acciones de la empresa naviera Maruba por 1.800.000 dólares fechado en abril del 2013. En el contrato (Ver facsímil) Jorge Antonio Suárez (sobrino del “Caballo”) en nombre de Naves Marinas Argentinas S.A. vende esas acciones a Inversiones Ondaprin S.A. y Lazola Inversiones S.A., que habían comprado el 20 por ciento de esas acciones a Mercantes S.A. (también del sobrino de Suárez) como figura en sus balances del 2011 y 2012 de esta última. Luego aparece el “Caballo” comprometiéndose a “mantener todos los actuales negocios de Maruba” a título personal y como secretario general del SOMU, tal como Clarín publicó en julio de este año.

Sin embargo, el abogado de Maruba, Luciano Pauls, dijo a Clarín que “Suárez nunca tuvo el 20 por ciento de las acciones, ni tampoco fue director de la empresa”. Maruba pertenece a la familia Rodríguez Vázquez. Pauls admitió que en el 2008, cuando la industria naviera mundial entró en crisis, Suárez “ofreció a la empresa un crédito millonario del Banco de la Nación en nombre del ministro (de Planificación, Julio) De Vido, que nunca se cumplió”. Por esa razón, sustuvo la oferta del 2013 “no tiene la firma de nadie de Maruba”. La venta iba a ser al SOMU y otros gremios del sector. En ese momento, Maruba estaba en un proceso de ajuste por esa crisis internacional. “Maruba tampoco participó de ninguna licitación hecha por el gobierno de los Kirchner”, aseguró el abogado.

A su vez, la interventora Gonzalez comentó que pidió a los fiscales que investigue si las acciones realmente llegaron a manos de “Caballo” o fue una maniobra de lavado de dinero. Lo cierto es que en la ampliación del procesamiento del sindicalista, el juez Rodolfo Canicoba Corral no dio por probado el control de ese paquete accionario. Em cambio, sostuvo que Suarez fue o sigue siendo: Secretario General del SOMU desde el año 1989, presidente de la Obra Social del Personal Marítimo, vicepresidente de San Jorge Marítima S.A., presidente de la Fundación Azul, director Suplente y accionista de Elite Viajes S.A. y presidente de El Pertigo S.A.

Por otra parte, Pauls negó que Aruba esté investigada por tráfico de efedrina aquí o en México. En cambio, admitió que dos buques de la empresa llevaron a México “contendedores sellados” en el 2006 y el 2011 que contenían 20 kilos de efedrina. Los contenedores eran para empresas vinculadas al chinomexicano Zhenli Ye Gon, quien fue arrestado y acusados de haber fabricado drogas sintéticas para el cartel de Sinaloa del Chapo Guzmán.

Más allá de ese incidente con la efedrina, la interventora Gonzalez encontró “una transferencia bancariza de 82 mil pesos desde Maruba a San Jorge Martíma”. Pero en tribunales se afirmó que habría otro documento extraño en el SOMU que habla de un pago de 720 mil dólares y que la semana próxima será entregado a los fiscales. La existencia de hoteles, hijos, cuentas en el exteriores, bóvedas, llevaron a decir a la diptuada González que el caso de lavado de dinero Suárez “tiene similitudes increíbles” con el de Lázaro Báez.

Comentá la nota