Jefe de portuarios ahora dice que no renuncia y acusó a infiltrados

Jefe de portuarios ahora dice que no renuncia y acusó a infiltrados
"Tuvimos infiltrados y todos quedamos como la patota de Corvalán. Eran gente de la villa". El moyanista líder del sindicato de portuarios Juan Corvalán rectificó su renuncia al gremio, luego que sus afiliados arrojaron a un joven discapacitado por el Puente Avellaneda, y dijo que ahora evalúa si deja la conducción de la organización.
"No hay explicaciones para esa imagen. Entiendo que es difícil de creer. Teníamos gente en el puente y en las terminales y no solo ahí se nos infiltraron. Tenemos muchos trabajadores que son de la villa. Los que paraban eran los nuestros, de la villa. Los infiltrados eran de 16 años", intentó justificar Corvalán la agresión a Raúl Lescano, de 27 años.

"Esta fue una protesta de 11 trabajadores despedidos hace 4 meses. Pero es imagen, ¿cómo la borrás?. No hay detenidos, no hay nadie detenido. Estuve reflexionando toda la noche. Hoy tengo una reunión con los muchachos para ver como seguimos. No sé si renuncio todavía. Tengo que reunirme con los muchachos y solucionar el tema de los 11 despedidos", agregó el gremialista.

Poco después de la agresión a Lescano, Corvalán anunció por los medios que este miércoles presentaría su dimisión ante la comisión directiva del SUPA. "No quiero saber más nada con esto. Renuncio como secretario general", sostuvo horas atrás.

En el piquete los portuarios de Hugo Moyano reclamaron que se reincorpore a 11 empleados despedidos y que los dejen cumplir tareas a compañeros que se afiliaron al gremio SUPA, desde el Sindicato de Guincheros y Maquinistas de Grúas Móviles.

Comentá la nota