Kicillof y gremios docentes: un mes de diálogo, gestos y señales positivas

Kicillof y gremios docentes: un mes de diálogo, gestos y señales positivas

El gobernador apostó a una relación amigable con los sindicatos de la actividad, en la previa de una paritaria clave.

El gobernador Axel Kicillof y los gremios docentes comenzaron a gestar una relación que, por el momento, parece transitar por la senda de la paz social.

El diálogo fluido, gestos gubernamentales y una defensa mediática a los trabajadores presagian el inicio de una paritaria de rápido entendimiento, en el marco de un duro contexto económico.

Tras cuatro años de combate con la gestión de María Eugenia Vidal y un abierto apoyo a la candidatura del ahora nuevo mandatario provincial, los sindicatos de la actividad empezaron a construir una relación cercana y amigable con el gobierno.

Los docentes celebran la apertura de espacios de participación y debate negados en años anteriores.

A un mes de la asunción, ya tuvieron su cara a cara con Kicillof: fue a fines de diciembre en Casa de Gobierno. Hacía años que los dirigentes gremiales no ingresaban al edificio.

Ese día Roberto Baradel y el resto de los integrantes del Frente de Unidad Docente Bonaerense (FUDB) plantearon las inquietudes del sector, que fueron recibidas por el gobernador y las ministras de Trabajo y Educación.

Fue el primero de los gestos de la nueva gestión hacia el sector. Después sucedieron reuniones sectoriales donde los docentes abordaron temas concretos previamente conversados con el gobernador, como la actualidad del IOMA.

Homero Giles, nuevo titular de la obra social, recibió en su despacho a los líderes del FUDB para informar de la situación “extremadamente preocupante” de la institución. Este un tema de extrema preocupación para los docentes.

Los sindicatos se comprometieron a dar una “participación activa” en el monitoreo del IOMA es primordial para trabajar en mejoras en las prestaciones en cada distrito y evitar conductas abusivas.

Y en las últimas horas, tras reclamo de los gremios, el gobernador Kicillof definió devolver a los docentes los descuentos por días de paro aplicados por la gestión Vidal.

La medida fue anunciada en el portal oficial de la Dirección General de Educación y Cultura provincial: “todos los docentes que fueron afectados por esa medida van a percibir el reintegro en el sueldo de enero, que se abona en los primeros días de febrero”.

Es en relación a la medida de fuerza realizada por los gremios docentes en repudio a la represión en Chubut y, posteriormente, por las muertes de dos docentes, en el marco de un largo conflicto.

Todas señales positivas en una relación clave que marcará el ritmo del resto de las paritarias de la provincia, y que girará en torno al requerimiento gremial de recuperar el poder adquisitivo perdido durante el gobierno de Cambiemos y el mantenimiento de la cláusula gatillo.

Coment� la nota