Sin los líderes sindicales, el massismo reunió a opositores para debatir cambios en Ganancias

Sin los líderes sindicales, el massismo reunió a opositores para debatir cambios en Ganancias

El Frente Renovador había citado a los titulares de las principales centrales obreras para discutir el impuesto, pero sólo asistieron dirigentes de segunda línea. El propio Massa y el oficialismo no concurrieron

La convocatoria era ambiciosa. Sergio Massa se había propuesto juntar en el Congreso los cegetistas opositores Hugo Moyano y Luis Barrionuevo con el oficialista Antonio Caló. Lo mismo pretendía con las dos CTA. Y hasta se animó a invitar a autoridades del Gobierno (cursó invitaciones al Ministerio de Trabajo y la AFIP). Pero la cumbre estuvo lejos de ser exitosa.

Del cónclave que había imaginado el Frente Renovador para reavivar la ociosa Comisión de Análisis y Seguimiento de las Normas Tributarias de Diputados no participaron ninguno de los titulares de las centrales obreras ni representantes del oficialismo. Ni siquiera Massa asistió; en cambio, se mostró en Tigre con su aliado Darío Giustozzi para apaciguar versiones de un cortocircuito.

En la Cámara baja, el ex titular de la UIA José Ignacio De Mendiguren lideró una reunión que no consiguió sentar al número suficiente de legisladores para tener quórum. De los 27 integrantes de la comisión, solo estuvieron los radicales Enrique Vaquié y Luis Sacca, la socialista Alicia Ciciliani y Héctor Daer (Frente Renovador), además del propio De Mendiguren.

También acompañaron Federico Pinedo y Federico Sturzenegger (PRO); Giustozzi, Mario Das Neves, Mirta Tundis, Gilberto Alegre, Alberto Roberti y Adrián Pérez (FR) y Rubén Sciutto (Peronismo Mas al Sur).

"Lo peor es primero el problema y segundo ver cuando el tema que se está padeciendo no es tratado", dijo en alusión a la negativa del oficialismo a tratar la modificación del Impuesto en el pleno de la Cámara.

Por su parte, el titular del gremio de la Alimentación, Rodolfo Daer, aseguró que más de la mitad de los trabajadores de la actividad "están afectados por el impuesto a las ganancias", en tanto que su hermano Héctor Daer subrayó que "la mitad de lo que se recauda por Ganancias lo ponen los trabajadores".

Ricardo Peidro, secretario adjunto de la CTA nacional, destacó a su vez que el pago de Ganancias "a esta altura ya es una confiscación del salario y ha arrasado con el aguinaldo", al tiempo que Hugo Barrios (UTA) propuso repetir el paro general del 10 de abril último "para hacer visible todo lo que afecta a la clase trabajadora".

Carlos Acuña, de la CGT Azul y Blanca, se quejó de que "pareciera que la culpa la tienen los sindicalistas" por el aumento de salarios que terminan siendo alcanzados pro Ganancias y coincidió en que "tenemos que ir a un paro".

El concejal del Frente para la Victoria y dirigente sindical de Lomas de Zamora Sergio Oyhamburú se pronunció directamente por la abolición del impuesto a las Ganancias, al sostener que "ningún laburante que está dentro de una convención colectiva puede pagar

más este impuesto. Oyhamburú es una figura del territorio del diputado kirchnerista Martín Insaurralde pero aclaró que su opinión era a "título personal".

Del lado de los diputados, Sturzenegger indicó que el PRO defiende la importancia de "reducir el impuesto al trabajo en una forma global" e incluyó en ello también a los aportes y contribuciones patronales.

Diputados y sindicalistas, entre los que concurrieron dirigentes de distintos gremios de seccionales bonaerenses y de Santa Fe, quedaron en tratar de consensuar un proyecto para eximir los salarios del pago de Ganancias.

Comentá la nota