Un listado de sueldos de salud publicado por el Gobierno crispó los ánimos en la paritaria

AMPROS y ATE enfurecieron antela lista que apareció en los diarios de lo que el Ejecutivo dice que ganarían los enfermeros, médicos y otros si aceptaran la propuesta oficial. "Es todo una farsa lo que están publicando", retrucaron.
El frío ha llegado a todos lados menos a la paritaria del sector de la salud, donde se vienen días tórridos porque los ánimos están cada vez más caldeados. Han pasado las jornadas, el paro de 24 horas, el de 48 que se evitó y la conciliación obligatoria en vigencia, y las negociaciones están en un infranqueable punto muerto.

Como si fuera poco, la publicación de una solicitada del Gobierno provincial en los diarios del domingo dando una lista de lo que ganarían enfermeros, médicos, operadores y empleados si aceptaran su propuesta no hizo más que enfurecer a las líderes gremiales de AMPROS y ATE, Isabel Del Popolo y Raquel Blas, quienes hoy al mediado soltarán munición gruesa a modo de contraataque.

Desde el Gobierno, el negociador paritario Pablo Pérez Diez insistió en que “la oferta completa un aumento promedio del 40%”.

En los gremios se guardaron la respuesta para hoy, pero adelantaron a viva voz: “Es mentira. Es una farsa lo que están publicando. Quieren enfrentar a la ciudadanía con los gremios, que estamos haciendo un legítimo reclamo”.

Lo cierto es que el aviso del domingo da cuenta de que un administrativo, un enfermero o un empleado en informática pasarían a cobrar de $3.900 a $5.500 con la propuesta del Gobierno.

En tanto, los médicos irían de $5.900 a $8.450; los odontólogos, de $5.700 a $8.100 y los licenciados en enfermería, de $6.500 a $9.000.

El detalle no menor de esta lista, que desde los gremios han señalado de “falsa y dibujada”, es que, en casi todos los ejemplos expuestos, los trabajadores tienen 20 años de antigüedad.

Ante esto, el paritario Pérez Diez respondió: “Éstos son los sueldos reales sacados de las planillas de simulaciones que los gremios no quisieron analizar y, sobre esa antigüedad, lo que se hizo fue buscar una media del aumento”.

Sin embargo, Pérez Diez admitió que el incremento publicado incluye el aumento por el acuerdo paritario de octubre de 2011 y el de enero de 2012.

“Es el riesgo psicofísico otorgado en octubre, más el 10% de enero, más el 10% que ofrecimos ahora”, aclaró. Y es en este punto donde justamente está el inmenso mar que separa al Gobierno de lo que pretenden los gremios.

Para ATE y AMPROS, el aumento del año pasado con la inclusión del riesgo psicofísico y el 10% de enero es parte del pasado y no entra a cuenta de esta negociación.

En conclusión, están estancados en el mismo punto que el día que se reunieron por primera vez y, lejos de llegar a un acuerdo, están más bien para declararse la guerra.

Coment� la nota