Luego de 8 horas, el gremio de la Carne levantó el bloqueo al ex frigorífico Aimar

Los trabajadores iniciaron la protesta desde las 5, con quemas de cubiertas al frente de la planta. A media mañana hubo avances en las negociaciones y poco después del mediodía se desactivó el reclamo
Los trabajadores del sindicato de la Carne cumplieron finalmente ayer con la medida de fuerza que había sido suspendida el fin de semana, cuando se intentó alcanzar un acuerdo que nunca llegó. Por eso ayer desde las 5 iniciaron un bloqueo al ex frigorífico Aimar por un doble motivo: uno local y otro nacional.

Por un lado, los trabajadores reclamaban que la empresa reconociera al gremio y lo diera de alta para que los empleados de la planta, que actualmente ocupa a unas 80 personas, pudieran iniciar su afiliación. A su vez, el sindicato había presentado un reclamo para que le pagaran a cada uno la garantía horaria de 140 horas por mes que rige en el sector como piso. Como la industria estuvo paralizada varias semanas el gremio pide que se liquide a cada empleado el dinero equivalente a esa garantía.

Los avances sobre estos reclamos se dieron en una reunión que desde las 9 se realizó en la sede de la delegación local de la Secretaría de Trabajo de la Provincia. Allí aseguraron que “evidentemente faltaba diálogo entre las partes porque había buena predisposición y sólo faltaba que se sentaran a dialogar para avanzar en un entendimiento”, indicaron.

Las negociaciones abiertas continuarán el próximo 16 en una nueva audiencia en las oficinas locales de la cartera laboral.

Pero mientras esto ocurría en Río Cuarto, a nivel nacional la Federación había dispuesto medidas de fuerza en todos los frigoríficos equinos del país reclamando la realización de las paritarias, donde el sindicato intentaba alcanzar un aumento del 25%. Anoche, finalmente se firmó un acuerdo por el 20% más una suma no remunerativa de $300 atada al presentismo. Según explicó el secretario gremial del sindicato local, Héctor Prina, “buscamos que se logre un nuevo convenio para que los trabajadores de frigoríficos equinos tengan su propio acuerdo, distinto al de las carnes rojas. La intención era lograr un salario básico inicial de 4.800 pesos”, adelantó el dirigente sindical.

Pero el representante de los trabajadores destacó además que “las paritarias estaban frenadas a nivel nacional porque los directivos de la empresa de Río Cuarto no se sentaban a negociar y eso entorpecía todo posible acuerdo. Por eso dispusimos una medida de fuerza de este tipo que finalmente desactivamos a las 13 horas, cuando nos comunicaron que iban a participar de las paritarias y se avanzó en los reclamos locales”, explicó Prina. De acuerdo a lo apuntado por el sindicato, el frigorífico faena actualmente unos 70 caballos por día y busca llegar a los 100.

Comentá la nota