Médicos aguardan por una nueva escala salarial

El proyecto es trabajado en Diputados y tiene como objetivo una mejora sustancial en centros de atención pública.

REIVINDICAR. Lo estatal por sobre el ámbito privado

Desde la Asociación de Profesionales Médicos de Corrientes (Asprosac) miran con expectativa un proyecto del diputado liberal y presidente del órgano parlamentario, Pedro Cassani, sobre establecer por Ley una Nueva Escala Salarial Provincial para médicos y enfermeras que cumplen funciones solamente en el ámbito público, a fin de compensar el perjuicio económico que significa no prestar servicios en lo privado.

"Es preciso que en la Provincia tengamos médicos bien pagos para que cuando se los busque en el hospital estén presentes allí y no en consultorios privados", aseguró el legislador goyano en torno a una iniciativa que aún está siendo elaborada en comisión.

Cabe recordar que Asprosac tiene desde inicios de años una posición de acompañamiento al reclamo de Atsa, aunque ha adoptado un método de protesta pacífico. Sobre la cuestión el titular de Asprosac, Néstor Ayala, admitió que los profesionales no se manifiestan con paros, pero "el reclamo se puede expresar de diferentes maneras".

"En este momento apostamos al diálogo y queremos que se consiga algo complementario. Tenemos una promesa del ministro Julián Dindart de una reunión por la recomposición de nuestro básico. Hay que trabajar mucho en el tema pero apostamos al diálogo para conseguir algunas cosas", destacó el médico.

La relación con otros gremios de la salud no es conflictiva ya que son interdependientes y consideran que los reclamos son legítimos. "Ellos -por ATSA- tendrán su estrategia pero vivimos armoniosamente. El reclamo es el mismo y ellos tendrán sus razones pero nosotros apostamos a otra cosa", se diferenció el profesional.

Los problemas que atraviesa el sector no son nuevos, sino que vienen de larga data y todo esto se da por la falta de gestión y de inversión en infraestructura en la gestión de Arturo Colombi. "Hoy no se pueden corregir -los problemas- en un día, ni en un mes y tampoco en un año", reconoció Ayala.

Comentá la nota