Los médicos amenazan con renuncias masivas

 Los médicos amenazan con renuncias masivas
Tras la polémica por las declaraciones del subsecretario Oscar "Kelo" Brizuela
El subsecretario de Asistencia en Salud Pública, Oscar Brizuela, señaló ayer que aún no recibió ninguna notificación sobre la denuncia que la mayoría del plantel médico de la Maternidad Provincial “25 de Mayo” firmó y presentó ante el tribunal deontológico del Colegio Médico de Catamarca, en la que solicitaron una sanción para el funcionario por considerar ofensivas las declaraciones de éste a El Esquiú.com, en las que cuestionó el desempeño profesional tras la muerte de un bebé en el vientre de su madre, en el nosocomio.

De todas maneras, Brizuela, en declaraciones al sitio Catamarcaesnoticia.com.ar, definió la polémica que se suscitó como “un mal entendido” y señaló que “lo que yo dije era que iba a pedir información (a la Maternidad), para de acuerdo con ello iniciar o no un sumario de investigación y delimitar o no las responsabilidades por el hecho ocurrido”.

Ayer, este diario informó sobre la denuncia que el grupo de profesionales médicos, más enfermeros y otros empleados de la Maternidad, presentó al Colegio, por considerar que las declaraciones de Brizuela a este medio fueron “agraviantes, injuriosas, maliciosas, falsas y mendaces contra nuestro desempeño profesional, absolutamente carentes de razón”, y que implicaban un “descrédito público”.

En aquellas declaraciones publicadas por El Esquiú.com el 3 de noviembre, Brizuela había definido al episodio como “gravísimo”, además de sospechar de “falta de compromiso del recurso humano” del nosocomio provincial.

Ayer, en sus declaraciones, el funcionario le bajó el tono a la polémica y casi negó sus dichos. Dijo que aquello fue un “título que había puesto el diario” y que “no era lo que yo había puesto (sic)”.

“A raíz de esto –agregó- surgió todo un tema, una mala información, de que tras esas declaraciones mías me mandarían al Tribunal Deontológico; después, por comentarios me entero de que es así, pero yo todavía no recibí ninguna citación para el Tribunal. Me imagino que me tendrá que citar para que explique lo que ha pasado”.

Aunque le puso paños fríos a la polémica, Oscar Brizuela afirmó que “si bien no lo tengo bien en mi mente al Código de Ética, lo que sí sé es que soy un funcionario público, y como tal, si me entero de alguna anormalidad debo investigar, no me puedo hacer el distraído”.

Asimismo, enfatizó que en su calidad de “funcionario público en la medicina pública, en la asistencial, que es lo que me toca a mí, estoy para velar por la asistencia de los pacientes, porque los médicos, el personal, se cuidan solos; yo tengo que velar por que se brinde una buena atención al enfermo, estoy para eso”.

En el Colegio

Por su parte, ayer el titular del Colegio Médico de Catamarca, Gregorio Antoni, sostuvo que la denuncia entró y que debe seguir determinados pasos internos antes de ser evaluada por el Tribunal Deontológico, el que a su vez determina si se la acepta o se la rechaza. Además, los denunciantes deben definir quiénes serán los que llevarán adelante el proceso, a la vez de presentar pruebas de lo denunciado.

Habría renuncias

El jefe del Servicio de Obstetricia de la Maternidad Provincial, Edgardo Varela, se mostró en desacuerdo con las declaraciones del subsecretario Oscar Brizuela en contra de los médicos de la Maternidad. Ayer, en declaraciones a Radio Unión, el profesional señaló que los médicos del nosocomio están disconformes en las guardias y que están analizando renuncias masivas. Varela adujo varias razones, como la de la inseguridad que les toca vivir, además de no contar con los materiales necesarios para su trabajo.

Varela defendió las tareas que realiza el personal de la Maternidad, y señaló que existen muchas falencias en el nosocomio.

Comentá la nota