Mensaje de Alperovich a los gremios: “Les pido que seamos responsables”

El Gobernador reiteró que la Provincia no está en condiciones de otorgar una mejora salarial superior al 20%. “Es fácil ser demagogo y aumentar los sueldos para después no pagar”, lanzó.
POSTURA. Alperovich reiteró que no otorgará un aumento superior al 20%.

Frente al planteo de los gremios estatales, que exigen un incremento salarial del 33 por ciento, similar al que se otorgó a los legisladores, además de la suba de las asignaciones familiares a 270 pesos, el gobernador José Alperovich reiteró ayer que la Provincia no está en condiciones de hacer frente a esos reclamos.

En declaraciones a la prensa, luego de supervisar obras de pavimentación en la Capital, el titular del Poder Ejecutivo reiteró que "el tema (financiero) está complicado" debido a que "está viniendo menos recaudación y, a su vez, este Estado es más pujante de lo que era antes".

A propósito, recordó que "al hacer más escuelas, hubo que poner más maestros, al hacer más hospitales, (fueron designados) más médicos. Hemos incorporado gente, pero hay que ser responsables con las cuentas públicas", enfatizó.

En ese contexto, Alperovich pidió "ayuda a todos los dirigentes, para que seamos responsables, para que Tucumán no vuelva atrás".

El Mandatario tucumano sostuvo que "es muy fácil ser un gobernador demagogo que diga que hay que aumentar los sueldos para después no pagar. Entonces, es peor el remedio que la enfermedad", alertó.

Respecto a la postura de los gremios, que hasta el momento se muestra firme en el reclamo de una mejora que supere el 20 por ciento propuesto por el Gobierno, Alperovich dijo: "No digo que no pidan aumento, estamos dando, pero racionalmente, con mucha responsabilidad".

Objetivos

Sobre el mismo punto, el Gobernador advirtió que desde su rol debe procurar dos objetivos, los que son "conseguir los recursos para pagar los sueldos al día y, a la vez, ver cómo dar empleo a la gente, porque si no la actividad privada también va a desfallecer", advirtió.

Por este motivo, indicó que se está "analizando un plan de obras públicas con el Fondo Soja, de 200 millones de pesos, para (trabajos de) hormigón, dando mano de obra y dando soluciones a la gente".

El titular del Poder Ejecutivo volvió a expresar su pesimismo sobre el futuro financiero al afirmar que "hay una crisis tremenda en Europa; Brasil ha crecido poco, un 2 por ciento, hablan de una devaluación y por eso tenemos que ser muy prudentes con las cuentas públicas. Tenemos que ser muy serenos para no volver al Tucumán de 10 años atrás", recalcó.

Comentá la nota