Los metrodelegados analizan extender el paro

La medida podría continuar si hoy no reciben una respuesta

Los metrodelegados del subte amenazaron con extender el paro de 48 horas que comenzó el viernes a las 21 y se extenderá hasta hoy a las 23, si antes de esta noche no reciben una respuesta de la empresa Metrovías para iniciar las negociaciones paritarias. Así lo aseguró el jefe de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (Agtsyp), Roberto Pianelli, perteneciente a la organización que convocó la medida de fuerza y que reclama un aumento del 28 por ciento.

"Esperaremos hasta el último momento", dijo Pianelli y adelantó que si no hay ningún acuerdo van a continuar con la medida de fuerza.

El representante sindical indicó que el paro de subtes, que se inició anteayer por la noche en las seis líneas y el Premetro, es total y recordó que la protesta se resolvió ante la falta de respuesta de la empresa concesionaria para iniciar las negociaciones paritarias que debían cerrarse en marzo.

"Nosotros estamos pidiendo nuestra paritaria. A principios de marzo tendríamos que haber firmado nuestro acuerdo salarial para este año y parte del año que viene. En esta empresa no quieren que haya y actuaron de esa manera", afirmó Pianelli.

El delegado de la línea B de subterráneos, Alejandro Delacarbonara, formuló declaraciones en la misma sintonía. "No lo descartamos", subrayó el dirigente sindical en declaraciones en FM Milenium, al ser consultado sobre la posibilidad de que se extienda el paro.

El representante de los trabajadores de los subterráneos agregó que la empresa Metrovías "no realiza inversiones" y que, por lo tanto, el servicio "es una bomba de tiempo que pone en riesgo la vida de los usuarios".

Desde Metrovías dejaron trascender que si el conflicto continúa, para fin de año serían 15 más las formaciones que sacarían de circulación, lo que implicaría grandes demoras y complicaciones para los pasajeros que utilizan el servicio.

Por su parte, el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, afirmó ayer que la Secretaría de Trabajo de la Ciudad es la que debe actuar para resolver la situación.

También sostuvo que el gobierno porteño debe "dar los pasos a través de su autoridad laboral para que se cumpla la Constitución de la Ciudad, que incluye convocar a las partes para generar acuerdos entre ellas".

"Inclusive tengo entendido que las propias organizaciones sindicales (de los subtes) hicieron las denuncias pertinentes allí", señaló el ministro en diálogo con los medios, al encabezar un acto en la Universidad Nacional de Avellaneda.

En las primeras horas, la medida afectó a unos 22.000 pasajeros y se estima que dejará sin subte durante todo el fin de semana a otros 500.000 usuarios.

En medio del conflicto y a último momento, la Unión Tranviarios Automotor (UTA) levantó anteanoche el paro de tres días que inicialmente había lanzado a partir del lunes, lo que hubiera significado cinco días de inactividad del transporte público.

Su secretario general, Roberto Fernández, atribuyó la suspensión de la medida para dejar que en los próximos días "los empresarios y las autoridades del Gobierno de la Ciudad arbitren los medios necesarios" para satisfacer las demandas sindicales.

DOS DIPUTADOS QUE IRÁN A LA JUSTICIA

Los diputados Graciela Ocaña y Daniel Amoroso ratificaron que mañana reiterarán ante la Justicia su pedido para la creación de un ente que administre los subtes y solucione los conflictos gremiales para sacar "a los usuarios de la situación de rehenes en la que se encuentran". "Frente a un problema de esta magnitud que afecta a más de un millón de usuarios por día, debería haber algún magistrado que resuelva la situación que hemos planteado", subrayaron..

Comentá la nota