Moyano dice que por ahora se queda al lado de De Narváez

Moyano dice que por ahora se queda al lado de De Narváez
Convocó a los gremialistas que integran listas del empresario. Y decidió seguir adelante.
Las desconfianzas entre Francisco de Narváez y Hugo Moyano, socios en el Frente Unión por la Libertad y el Trabajo, se agigantan día a día. Ayer, por ejemplo, se instaló entre los operadores del diputado la versión de que el camionero rompería la alianza electoral. ¿El argumento? Que vislumbra que en octubre harán un papel aún más flojo que en las primarias de agosto, cuando quedaron cuartos en la provincia de Buenos Aires con el 10% de los votos. El rumor se agarraba de un dato concreto: que el líder de la CGT había convocado sorpresivamente a una reunión a los casi 70 dirigentes de su fuerza que integran las listas de candidatos a diputados nacionales, legisladores provinciales y concejales.

Pero en el encuentro se decidió seguir adelante en la alianza con De Narváez. “Seguiremos trabajando en este espacio hasta el 27 de octubre; después será otra historia”, dijo anoche a Clarín Moyano. Enseguida agregó: “¿Qué papel haríamos si nos fuéramos? ¿De saltimbanquis? A nosotros nos distingue la coherencia”.

El camionero también reconoció que el horizonte electoral de Unión por la Libertad y el Trabajo es bastante oscuro. “Sí, es muy dificil. Habrá que salir a bancar los trapos como le dijo una kirchnerista a Scioli”, bromeó.

El escenario para la fuerza de de Narváez y Moyano asoma complicado porque, según encuestas, podrían sacar aún menos votos que en agosto.

Con el 10% de los votos, el moyanismo lograría renovar los mandatos del diputado nacional Omar Plaini y del legislador provincial Jorge Mancini. Ese porcentaje también le permitiría elegir a Octavio Argüello como senador provincial y a alrededor de 16 concejales en diferentes ciudades.

Si la performance de la fuerza fuese peor que en agosto, hasta peligran las chances de Plaini de ser reelecto. Por eso en el moyanismo muchos se preguntan cuál es el sentido de hacer campaña para que finalmente “sólo el Colorado sea electo”.

Pero el criterio que ayer se impuso fue esforzarse para lograr al menos la elección de algunos concejales.

Comentá la nota