Moyano pone primera

Moyano pone primera
En los preparativos de la reunión del lunes en Mar del Plata, a la que juntó a otros gremialistas y candidatos opositores, el camionero reunió ayer a los sindicalistas que aún le responden.
El camionero Hugo Moyano reunió ayer a los gremios que lo siguen para anticipar una posición antes del encuentro del 20 de enero con empresarios, sindicalistas y dirigentes. “La base del reclamo salarial en paritarias será del 30 por ciento”, señaló el sindicalista al retirarse de la reunión en la que ofició de anfitrión, en la Federación de Camioneros. El dirigente cegetista busca mostrarse como prenda de unidad para concentrar a los sectores de oposición a su alrededor.

“Si la inflación sigue así, si se da como se está dando ahora, el reclamo será del 30 por ciento, ése es el número, ésa va a ser la base del pedido”, enfatizó el camionero al retirarse de la reunión con los sindicatos que todavía le responden. Comprometido en su rol de opositor después de haber acompañado durante ocho años al proyecto iniciado en el 2003, Moyano busca recuperarse de la derrota electoral en la que acompañó como candidato al empresario Francisco de Narváez.

En un encuentro la semana pasada con el gastronómico Luis Barrionuevo en Mar del Plata, definieron la convocatoria “abierta” para un plenario el próximo lunes. Enviaron la invitación a todas las centrales sindicales cegetistas, a empresarios, dirigentes de las entidades patronales del campo y a los candidatos presidenciables del Partido Justicialista. La respuesta de la CGT oficial que conduce el metalúrgico Antonio Caló no se hizo esperar y desestimó su concurrencia. Aunque aún no estaba confirmado, Moyano contaba con la participación del diputado del Frente Renovador Sergio Massa y con la del gobernador cordobés, José Manuel de la Sota.

“En tiempo de crisis siempre se busca un camino y éste es el principio del camino de la unidad” de las centrales sindicales e hizo foco en que “debemos estar todos juntos para fortalecer nuestros reclamos”. La CGT se dividió por las aspiraciones personales de Moyano de continuar un nuevo período al frente de la central obrera, a contramano de la mayoría de los gremios que se encolumnaron detrás de la figura de Caló.

En el encuentro participaron su hijo, el diputado Facundo Moyano del gremio de Peajes; Juan Carlos Schmid, de Dragado y Balizamiento; el líder de los municipales Amadeo Genta; Gerónimo Venegas, de los trabajadores rurales; Omar Plaini, de Canillitas; y el dirigente del gremio de Panaderos Abel Frutos, entre otros.

En el encuentro los sindicalistas tomaron la decisión de redactar un documento “con espíritu democrático” que intentarán consensuar con los demás sectores en Mar del Plata. Allí la central sindical tratará de reflejar sus críticas a la política económica y social del Gobierno, pero en el marco del “respeto a las instituciones” del país, según informó Plaini, vocero de la CGT moyanista.

Comentá la nota