Moyano prorroga mandato y se robustece el consenso por un trío en CGT de unidad

Moyano prorroga mandato y se robustece el consenso por un trío en CGT de unidad

Quedará al frente de su central hasta sellar la unidad el 22 de agosto. Ratificó la idea de conformar un terceto en la conducción, integrado por Daer, Schmid y Acuña

Hugo Moyano retendrá la jefatura de la CGT Azopardo hasta que las tres versiones cegetistas se fusionen en una central única el próximo 22 de agosto, bajo el esquema de un triunvirato en la conducción. La decisión del líder camionero fue oficializada ayer en el marco del congreso ordinario de su entidad, a la par que desde la CGT oficial de Antonio Caló y la central Azul y Blanca de Luis Barrionuevo ratificaron la plena vigencia del entendimiento con Moyano para avanzar en la conformación de una cúpula colegiada de unidad. El futuro terceto de conducción quedaría integrado por Héctor Daer, Juan Carlos Schmid y Carlos Acuña, según confirmaron a este diario en la tres facetas de a CGT.

El propio Moyano ofreció un gesto contundente en el afán de garantizar ese consenso sindical y al mismo tiempo calmar la disputa abierta en su propia tropa. Así, durante las deliberaciones del congreso de su central que sesionó en el microestadio de Ferrocarril Oeste, el camionero impuso la continuidad de su tercer mandato consecutivo como secretario general, que justamente venció ayer, por lo menos hasta la realización del plenario de unidad, previsto para el 22 de agosto.

La resolución, respaldada por unanimidad por sus aliados sindicales, apuntó a descomprimir la disputa abierta entre los gremios que integran la central moyanista tras la decisión formal del camionero de impulsar a Schmid, titular de la Confederación de sindicatos del Transporte (CATT), como su candidato para la nueva cúpula cegetista.

La nominación fue cuestionada desde algunos espacios del sector y el último martes el dirigente de Uatre Gerónimo Venegas se autopostuló para disputar también ese cargo, aunque Moyano pareció ayer determinado a desautorizar esa posibilidad al insistir con su apoyo al esquema del triunvirato y reclamar a su tropa un esfuerzo por la unidad. "Hay que hacer el esfuerzo y dejar de lado todas las diferencias transitorias que pueda haber para poder conformar una CGT que represente a todos", exigió en un fuerte discurso en el que volvió a cargar contra la administración de Mauricio Macri. En esa línea, y con tono de despedida, prometió: "Vamos a seguir peleando por los derechos de los trabajadores, sea quien sea con quien nos tengamos que pelear".

El respaldo de Moyano a las negociaciones para articular una conducción colegiada en la futura central de unidad robusteció el consenso con la postura de la CGT de Caló y el barrionuevismo. Por eso, apenas horas después de la definición del camionero, el dirigente de Obras Sanitarias y referente del sector "independiente" de la central oficial, José Luis Lingeri, insistió en esa línea. "Ratificamos totalmente la decisión de conformar un triunvirato en la futura conducción", sostuvo Lingeri y mencionó específicamente a Daer, Schmid y Acuña para integrarlo.

El último martes, en un reportaje con este diario, Schmid admitió las dificultades para avanzar en una conducción unipersonal de la central y propuso el terceto como esquema para "caminar juntos un trecho y ver después cómo elaboramos una síntesis".

También Daer se pronunció en la misma línea durante una charla con El Cronista. "Hay que sintetizar la voz del consenso. Tener un solo secretario general sería lo ideal, pero lamentable mente existen matices aún, por eso lo más probable es que terminemos en la conformación de un triunvirato", apuntó.

Comentá la nota