Moyano ratificó el paro y trató de "alcahuetes" a funcionarios K

El titular de la CGT fustigó a varios dirigentes del oficialismo. Además reiteró que si el Ejecutivo nacional cancela el impuesto a las Ganancias, renuncia a la reelección en el gremio
Ante las versiones de que podrían suspenderse las medidas de fuerza, el jefe de Camioneros, Hugo Moyano, ratificó el paro contra el impuesto a las Ganancias, así como la movilización de los transportistas a Plaza de Mayo.

“No hay forma (de retroceder), el paro y la marcha se van a hacer: habla pavadas quien dice que se levantan”, manifestó el sindicalista respecto al plan de lucha convocado para mañana.

En ese marco, el máximo exponente del sindicalismo peronista se mostró dispuesto a renunciar a su candidatura a la secretaria general de la CGT, siempre y cuando el Ejecutivo nacional cancele el impuesto a las Ganancias. “Si la presidenta Cristina Fernández de Kirchner oye los reclamos de los trabajadores de aumentar el mínimo no imponible para Ganancias y los topes para que todos los trabajadores puedan cobrar las asignaciones familiares, si da respuesta a estas demandas, yo me bajo de la candidatura”, aseguró Moyano ante la prensa.

Por su parte, el titular del sector disidente de la Central de los Trabajadores de la Argentina (CTA), Pablo Micheli, adelantó que “acompaña” el paro con movilización a la Plaza de Mayo que dispuso la CGT para el próximo miércoles, aunque aclaró que “no movilizará” a sus afiliados.

El referente camionero fustigó a “los alcahuetes”

Sin pelos en la lengua, el líder de la central obrera cuestionó a los legisladores, mandatarios provinciales y jefes comunales kirchneristas que en los últimos días salieron a criticar el accionar llevado a cabo por los camioneros. En ese sentido, no dudó en definir como “alcahuetes que se pelean para ver quién le cae mejor a la Presidenta” al jefe del bloque de diputados kirchneristas, Agustín Rossi; al gobernador de Chaco, Jorge Capitanich, y al intendente de Florencio Varela, Julio Pereyra.

“A ellos los mandan en competencia a hablar; son alcahuetes que se pelean para ver quién le cae mejor a la Presidenta”, sostuvo Moyano. Sobre Rossi dijo que lo cuestiona ahora porque dejó de ser “Chivo” -en alusión a su seudónimo- y pasó a ser “Cabrita” de la primera mandataria. Asimismo no vaciló al momento de fustigar al mandatario chaqueño, a quien consideró que “no puede ni hablar” porque “permitió instalar una base militar a Estados Unidos' en la provincia que administra”. Por último, señaló que el intendente de Florencio Varela “está más tiempo en Miami” que en el distrito que gobierna y lo retó a que “vaya a preguntar a los empleados municipalidades (que representa) cuánto cobran de sueldo, no llegan ni a pagar Ganancias (por lo bajo)”.

Comentá la nota