Moyano redobla apuesta y exige a Macri eximir el aguinaldo de Ganancias

Moyano redobla apuesta y exige a Macri eximir el aguinaldo de Ganancias

Hugo Moyano volvió a mostrar todo su poder de fuego en las calles. Ayer, una marea de choferes de camiones colmó la Avenida Callao al 100, frente a una de las sedes de la cartera laboral, para respaldar el pedido sindical de un aumento salarial de 42% en la discusión paritaria con las empresas de la actividad.

La contundente demostración de fuerza fue un paso más en una ofensiva que el líder sindical apuesta a profundizar la próxima semana con una nueva movilización o un paro general de Camioneros que sumará un nuevo reclamo, esta vez directo a la administración de Mauricio Macri: la excepción del medio aguinaldo del pago del impuesto a las Ganancias.

El planteo del jefe de la CGT Azopardo fue anticipado ayer a este diario por Pablo Moyano, número dos del sindicato de Camioneros, que reprochó la "falta de sensibilidad y hasta de viveza" del Gobierno al no haber dispuesto el beneficio sin necesidad de un pedido de los gremios. "Hay fuerte malestar y bronca que se generalizan por las medidas del Gobierno que van en contra de los trabajadores. La plata que pueden eximir de Ganancias no va a ninguna cuenta en el exterior, se va al consumo. Por eso vamos a seguir insistiendo y esperamos que otros gremios también se sumen", alertó el dirigente.

Pablo Moyano indicó que, con ese objetivo, hoy se reunirá el congreso de delegados del sindicato para definir la convocatoria a un paro general de 24 horas en todo el transporte de cargas o una movilización a Plaza de Mayo para la próxima semana. "Queremos un decreto urgente o que las empresas paguen una compensación (por los descuentos del impuesto)", enfatizó.

El desafío lanzado por Moyano excede el marco de la negociación con las empresas agrupadas en la Federación Argentina de Entidades del Autotransporte de Cargas (Fadeeac) y supone un reto concreto a la gestión macrista. Al menos así lo interpretaron ayer los representantes empresarios que participaron de la audiencia paritaria con los dirigentes gremiales encabezados por Pablo Moyano.

"Todo esto es un mensaje para el Gobierno. El reclamo de Ganancias no forma parte de la paritaria y no estamos dispuestos a discutirlo", afirmó un referente de la Fadeeac. Y se mostró sorprendido por la multitudinaria movilización de choferes que acompañó la negociación desde la calle. "Impactante", concedió –a su vez– un funcionario de la cartera laboral.

Según las fuentes, durante el encuentro paritario, la delegación de Camioneros insistió en su reclamo original de un incremento de 42%, en tanto que los empresarios elevaron su oferta inicial de una suba escalonada de 28% a 29,5%, que fue rápidamente rechazada por el gremio por considerarla "insuficiente".

Las partes retomarán las negociaciones el próximo miércoles, pero voceros empresarios admitieron su profunda preocupación de que el sindicato avance con nuevas medidas de fuerza pese a que rige la conciliación obligatoria en el conflicto. Ya la semana pasada, tras haber lanzado una huelga que paralizó la distribución de combustibles en todo el país, el gre mio demoró más de un día en acatar la conciliación.

Comentá la nota