Municipales elevaron una nueva oferta al Ejecutivo del 28% hasta setiembre

El Sindicato de Trabajadores Municipales concurrió ayer por la mañana a una reunión con el Ejecutivo, que les ofertó un 27 por ciento de aumento salarial en forma escalonada hasta noviembre. El gremio lo desestimó y realizó su "última" contrapropuesta.
La Comisión Directiva y el Cuerpo de Delegados del Sindicato de Trabajadores Municipales tuvieron ayer una mañana muy ajetreada, de intensas negociaciones con el Ejecutivo en primer término, y de largas discusiones en el seno de la agrupación.

A las 10 se reunieron con el Departamento Ejecutivo Municipal a escuchar la contrapropuesta al pedido del 26% para el primer semestre, realizado por el gremio el pasado viernes.

El ofrecimiento del Ejecutivo no fue muy lejos de lo ofertado anteriormente por ellos, sólo subieron un punto el porcentaje. Con la presencia del intendente, Juan José Bahillo, se les propuso un 27 por ciento de aumento salarial, escalonado de la siguiente manera: un 10 % para el mes de marzo, un 3 % para el mes de junio, un 4 % para el mes de agosto y un 10 % para el mes de noviembre.

Una vez finalizado el encuentro con el Departamento Ejecutivo, los representantes de los empleados comunales se dirigieron al Sindicato, ubicado en calle Lavalle y Andrade a discutir esta propuesta y a elevar una rápida respuesta.

“Esta es la última propuesta que hacemos”, manifestaron algunos de los delegados, que fue tomada muy en cuenta por la Comisión Directiva. Luego, el secretario General del Sindicato, Mario López, confirmó que si la contrapropuesta elevada ayer por los municipales no es aceptada, “automáticamente se llamará a una asamblea extraordinaria y se decidirá con todos los afiliados de este sindicato las medidas a seguir”.

Diferencia numérica

El Departamento Ejecutivo, en la segunda mesa de negociación, le ofreció al Sindicato que eligiera entre dos alternativas, que haga una propuesta anual o una para el primer semestre. El gremio eligió rotundamente un aumento para el primer semestre del año y sentarse a negociar nuevamente en julio.

A pesar de esta decisión, las ofertas del Ejecutivo han sido anuales y esto ha ocasionado malestar en el Sindicato: “¿para qué nos hacen elegir si en definitiva las propuestas que hacen son para todo el año?”, argumentaron los delegados en el encuentro en el Sindicato.

En definitiva el gremio terminó accediendo a un aumento “casi” anual, con la salvedad que el último 10 por ciento que el Ejecutivo lo quiere pagar en noviembre lo haga efectivo en setiembre.

A partir de este punto se confeccionó la “última” contrapropuesta. El Sindicato elevó ayer al mediodía el pedido del 28 por ciento escalonado, decidido ayer al mediodía. La propuesta consta en que se otorgue un 10 % a partir del mes de marzo, un 8 % a partir del mes de junio, un 5 % en el mes de agosto y un 5 % en el mes de setiembre, y sentarse a discutir una nueva recomposición salarial en la semana siguiente después de las elecciones del mes de octubre.

Pasos al costado

Desde el inicio de las negociaciones, el gremio fue cediendo terreno con el fin de aunar los abismos numéricos entre las ofertas del Ejecutivo y las propuestas del gremio. Ahora, con este paso que dio el Sindicato, de aceptar una negociación para prácticamente todo el 2011, se podrían acercar las partes para el fin de la negociación.

El secretario General, Mario López, opinó al respecto: “Los trabajadores hemos puesto toda la voluntad pero esto es lo último que podemos negociar, ya llevamos 6 reuniones, esperemos que la próxima sea la última”. También justificó la mesa de negociación de octubre debido a malas experiencias: “no le tengo confianza a la economía argentina, nosotros en el año 2008 perdimos nuestro salario porque hicimos un acuerdo por todo el año y en el mes de julio lo que habíamos acordado en marzo no servía para el resto del año”.

“Los trabajadores hemos hecho el esfuerzo, ahora queda el esfuerzo del Departamento Ejecutivo”, manifestó López.

Decretos de aumento

Trascendió esta semana la información, a la cual Diario El Día tuvo acceso, que los contratados políticos recibieron aumentos en los primeros meses del año, de hasta un 50 por ciento en algunos casos.

El Sindicato de Trabajadores tenía conocimiento de este tema y se lo planteó ayer en la reunión al Departamento Ejecutivo, como excusa para obtener el aumento pretendido. Según López, el Intendente les informó que estos aumentos se otorgaron a empleados que hacía tres años no percibían ninguna clase de aumento, “nosotros decidimos que vamos a verificar la veracidad de lo manifestado por el Presidente Municipal y sino lo vamos a denunciar como corresponde”.

Comentá la nota