La negociación estuvo "estancada" y la UOM iría al paro este viernes

La dirigencia de la UOM a nivel nacional no alcanzó ayer un acuerdo con las cámaras empresariales, y los metalúrgicos se plegarían este viernes a un paro de actividades por 24 horas. El gremio reclama una mejora salarial del 25 por ciento, pero hasta ahora les ofrecen un 20.
En el marco de las paritarias que regirán los salarios para este 2010, la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) no quedó ayer satisfecha luego de la nueva ronda de negociación que mantuvieron con las cámaras empresariales del sector metalúrgico y siderúrgico en el Ministerio de Trabajo de la Nación. La parte empresarial no mejoró la oferta para mejorar los sueldos en un 20 por ciento. El gremio, que espera un incremento salarial del 25 por ciento, ya había advertido que irían a un paro de actividades este viernes.

La reunión en la sede de la cartera laboral tuvo inicio a las 16:00 y se prolongó hasta cerca de las 18:00. En el borde de la mesa que ocupó la parte gremial estuvo presente Naldo Brunelli, secretario general de UOM seccional San Nicolás y secretario administrativo de UOM a nivel nacional, junto con el resto de las autoridades del Consejo Directivo.

Allegados a Brunelli, comentaron ayer a EL NORTE que a pesar de las dos horas que duró la reunión, la negociación se mantuvo "estancada". En la tarde de ayer, la dirigencia de UOM analizaba las medidas a seguir luego de la negociación.

Hoy se confirmará si -tal como lo habían advertido el domingo- los metalúrgicos irán este viernes a un paro de actividades, o si existirá la posibilidad de seguir adelante con la negociación.

El paro

La UOM paralizaría sus actividades por 24 horas el próximo viernes, si las patronales no acceden al reclamo salarial de un aumento del 25 por ciento. Los metalúrgicos vienen negociando con las cámaras del sector desde hace dos meses, pero a pesar de las numerosas reuniones y conversaciones informales no llegaron a un acuerdo.

Aníbal Furlán, secretario de prensa de la UOM, había advertido que el gremio decidiría la medida de fuerza si en la reunión paritaria de ayer las cámaras empresarias volvían a negar la suba.

Sin embargo, el sector empresario se habría mantenido firme en su oferta inicial: un incremento del 20 por ciento, pagando un 10 por ciento a partir de abril, otro 5 por ciento en agosto y el 5 por ciento restante, en enero del año próximo; una oferta que el gremio había rechazado el mismo domingo.

Comentá la nota