Una nueva reunión que no logró definir la paritaria docente

Una nueva reunión que no logró definir la paritaria docente
El PE y los gremios del sector dilataron nuevamente la firma del acuerdo salarial. Sostienen que aún hay diferencias entre las exigencias y las posibilidades financieras del Estado. Horas clave.

A menos de 48 horas del día estipulado para el inicio del ciclo lectivo 2013 en Tucumán, lo único seguro hasta ahora es la propia incertidumbre que reina al sector docente, puesto que, hasta el momento, las negociaciones paritarias se dilataron más allá de lo normal.

Anoche, en una nueva reunión entre miembros del Poder Ejecutivo y el Frente Gremial Docente (FGD) constituido por ATEP, APEM (medios) y AMET (técnicos) que se extendió por el término de cuatro horas, no se arribó a un acuerdo definitivo por lo que se pasó a un cuarto intermedio que podría proseguir en la jornada de hoy o bien incluso hasta mañana mismo.

El aspecto que sigue representando el mayor inconveniente para sustentar la firma del acuerdo es el relacionado con el monto porcentual o monetario que se ofrecerá a los docentes, pero que ninguna de las partes menciona en torno a qué guarismos giran las discusiones.

Como se recordará, en un primer ofrecimiento elevado por el gobierno, el FGD objetó que no llegaba a asemejarse a la pauta fijada a nivel nacional que fue del 22 por ciento de incremento salarial. Según trascendidos, la oferta se habría sustentado en un 17 por ciento, rechazado de plano por los gremios.

"Mientras haya dialogo en la mesa institucional no hay dudas de que existen esperanzas de un acuerdo, pero sí tenemos algunas diferencias", sostuvo al término del encuentro, David Toledo (ATEP). Además, aclaró que en caso de que CTERA determine concretar un paro nacional educativo para el lunes, en disconformidad por el cierre unilateral de las paritarias por parte del kirchnerismo, ATEP se adherirá a la medida, independientemente de la resolución que pueda registrar la negociación a nivel local.

"Les pedimos a los padres que tengan paciencia porque estamos en una situación de tirantez, la cual lamentamos", refirió Toledo, si se tiene en cuenta el grado de imprecisión que se tiene sobre el futuro del comienzo de las clases en la provincia.

Por su parte, el ministro de Gobierno de la gestión alperovista, Edmundo Jiménez, remarcó que la discusión se ha tornado "muy larga, y quedaron cosas para definir, hay que acercar diferencias".

Así también, el funcionario descartó que la realización de una medida de fuerza para el lunes se haya convertido en algún tipo de condicionamiento a la hora de encarar la instancia de paritarias.

"Nunca fueron condiciones para la negociación el hecho del inicio de las clases, por lo que no podemos pensar que no inicien. Nunca se pusieron en la mesa medidas de fuerza o paros, ni ninguna otra acción gremial de reclamo que fuera prescindir de sus tareas. No hay por qué pensar que el inicio de clases será afectado por estas negociaciones salariales", adujo Jiménez.

En tanto, la titular de la cartera educativa, Silvia Rojkés de Temkin, destacó los parámetros en los que se maneja la negociación, si se considera la capacidad de solvencia del Estado. "Tenemos un techo, no tenemos la decisión arbitraria de decir sólo hasta acá, sino que nos regimos por las posibilidades salariales que tenemos. El Gobernador es muy cauteloso porque el tema de los salarios es muy importante para poder cumplir con ellos. Debemos llevar adelante la negociaciones con mucha responsabilidad", señaló Temkin.

Comentá la nota