¿NUEVO PARO DE SUBTE?

 ¿NUEVO PARO DE SUBTE?
Los Metrodelegados amenazan, una vez más, con un paro. Esta vez la excusa sería la baja frecuencia del transporte debido a que hay pocas formaciones en uso porque la concesionaria Metrovías retrasa los arreglos en busca de tercerizarlos con otras compañías del grupo.
Este jueves, el sindicato de trabajadores del subte y el premetro, AGTSYP, admitió que analizan medidas de fuerza para "los próximos días" si el servicio persiste con "baja de frecuencias" a raíz de la demorada reparación de formaciones retiradas de las vías en las últimas semanas.

Además, volvió a reclamarle a la concesionaria Metrovías "la contratación de más trabajadores para aumentar la capacidad de los talleres ubicados en algunos sectores de los túneles" y reiteró que la empresa del Grupo Roggio "retrasa los arreglos porque busca tercerizarlos con otras compañías de esa corporación".

"Nosotros no descartamos medidas para los próximos días", respondió el delegado de la línea B del subte Claudio Dellecarbonara consultado sobre si AGTSYP evaluaba la posibilidad de concretar medidas de fuerza por la "baja de frecuencias" en el servicio.

El gremialista insistió en declaraciones radiales que "la empresa (Metrovías) trata de sacar de los talleres las formaciones para llevarlo a talleres en superficie y resolver algunos arreglos con empresas, muchas veces, también del Grupo Roggio".

Cabe mencionar que el presidente de Subterráneos Buenos Aires Sociedad del Estado (SBASE), Juan Pablo Piccardo, en una entrevista a un matutino, aseguró que "el retiro de coches de las vías tiene que ver con un mantenimiento intensivo que no se hacía desde hacía cinco años".

Al sugerir que la falta de puesta a punto de las formaciones era responsabilidad del Gobierno nacional, el funcionario porteño enfatizó: "Cuando asumimos el manejo de la red, dijimos que la seguridad de los pasajeros era lo prioritario. En total, hay 300 coches que deben realizar una revisión profunda y otros 100 que, directamente, están pasados de kilometraje".

Por su parte, la empresa Metrovías en un comunicado coincidió con Piccardo, pero manifestó que la quita de formaciones se limitaba a las líneas C y D. "Desde abril último, la empresa, en acuerdo con SBASE, comenzó a implementar un nuevo cronograma de servicios en las líneas C y D que impacta en la disponibilidad de coches en servicio en los horarios pico. El resto de las líneas y el Premetro mantienen su esquema de servicio sin alteraciones", sostuvo.

La compañía del Grupo Roggio agregó que "la reducción se vincula a la necesidad de disponer de trenes para las tareas de mantenimiento profundo que se realizan en las revisiones generales de las formaciones".

"Se está trabajando intensamente para la recuperación del servicio y de la flota con el objetivo de que, en unos meses, el subte haya mejorado en confiabilidad", concluyó.

Comentá la nota