Otro día de paro docente en provincia

Otro día de paro docente en provincia
Los docentes bonaerenses concluirán hoy su protesta. El ministro Oscar Cuartango descartó reabrir las negociaciones.

Los docentes bonaerenses cumplirán hoy el segundo día de su nuevo paro por 48 horas, sin soluciones a la vista. El ministro de Trabajo de la provincia, Oscar Cuartango, sostuvo que la provincia no tiene más dinero para ofrecerles. “La paritaria está cerrada”, insistió, en una jornada en que inspectores de su cartera recorrieron las escuelas para mantenerlas con las puertas abiertas, para de-salentar la huelga. Con las negociaciones trabadas y diez días de clases perdidos, Cuartango polemizó además con el ministro de Educación, Alberto Sileoni, que pidió que la provincia “haga un esfuerzo más” para mejorar la oferta salarial a los maestros.

Para los dirigentes sindicales, el paro tuvo una adhesión casi total. La presidenta de la Federación de Educadores Bonaerenses (FEB), Mirta Petroncini, aseguró que alcanzó un promedio del “98 por ciento” en las escuelas estatales. Con este panorama, el titular del Suteba, Roberto Baradel, dijo que los gremios esperan “una nueva convocatoria” del gobierno que “destrabe el conflicto” y no ocultó su malestar por las medidas dispuestas por las autoridades. “Vamos a denunciar la práctica desleal de enviar inspectores a las escuelas”, anticipó.

El conflicto se originó por la falta de acuerdo en las negociaciones salariales del año, en las que la gobernación de Daniel Scioli ofreció un 22,6 por ciento de aumento, pagadero en tres cuotas, la última de ellas en enero de 2014. Aunque este número fue rechazado por los gremios, la provincia, alegando carecer de fondos, dio la paritaria por terminada de manera unilateral. Los sindicatos intensificaron sus protestas reclamando que la paritaria fuera reabierta. La semana pasada, después de 15 días de conciliación obligatoria, la provincia les hizo la oferta de pagarles una suma única de 400 pesos más (en cuotas de cien pesos por mes) en concepto de material didáctico. Los maestros lo consideraron insuficiente y volvieron al paro. Les descontarán los días no trabajados, lo que en algunos casos les significará cobrar hasta 1200 pesos menos.

Anoche, en una conferencia de prensa, Baradel y Petroncini señalaron que hoy evaluarán nuevas medidas. “Gremios amigos cerraron sus paritarias por más del 24 por ciento y los docentes nos merecermos ganar un poco más, ya que el básico es de 3620 pesos y no nos satisface. Por esto esperamos una nueva propuesta del gobierno provincial”, sintetizó el líder del Suteba.

Cuartango había hablado más temprano. El ministro bonaerense deslizó que los gremios tienen la intención de desgastar al sciolismo. “Es raro que el resto del espectro estatal haya cerrado paritarias”, dijo, y recordó “que se trata de un año electoral”. El funcionario rechazó la opinión de Sileoni, que había señalado que esta nueva huelga se podría haber evitado. “Sileoni lo mira a la distancia. Nosotros lo estamos manejando en la cancha. Además no somos unos improvisados que entramos a negociar colectivamente este año. Ya cerramos cinco paritarias, así que algo del oficio y de la negociación sabemos.”

Para el ministro de Educación, la provincia debería haber hecho una mejor propuesta a los maestros. “Había una posibilidad de una oferta mayor. Hay ofertas que salen a la luz y hay otras que circulan en ámbitos más reservados. No todo lo que se discute entre las partes es expuesto; no por ocultar sino porque siempre hay negociaciones”, aseveró Sileoni. “No están tan lejos. Yo insto a que hagan algún esfuerzo más porque la provincia estaba en condiciones de hacerlo.”

Comentá la nota