El pago de Ganancias, en la mira de los gremios

La verificación de los mensajes políticos de la semana

Hugo Moyano, titular de la CGT Azopardo: "Hoy pagan [Ganancias] más trabajadores de los que pagaban con el gobierno anterior"

VERDADERO

"Es una perversidad que el Gobierno haya sacado una medida que, en definitiva, hoy pagan [Ganancias] más trabajadores que los que pagaban con el Gobierno anterior", dijo el titular de la CGT Azopardo y secretario general del Sindicato de Choferes de Camiones, Hugo Moyano, durante su discurso por el Día del Trabajador.

En febrero de 2016 pagaron el Impuesto a las Ganancias 1,1 millones de trabajadores en relación de dependencia, casi 50 mil personas más de las que lo hicieron en noviembre de 2015. Los datos surgen del informe con el que el jefe de Gabinete de la Nación, Marcos Peña, respondió las consultas de la Cámara de Diputados de la Nación.

El aumento en la cantidad de trabajadores incluidos en el Impuesto a las Ganancias se da, incluso, en momentos previos a la discusión paritaria, por lo que se espera que luego de los aumentos que se acuerden el número sea mayor. "Además, los que ya pagan antes de la suba del mínimo no imponible anunciada en febrero pagarán un mayor porcentaje del salario", agregó Ariel Setton, economista de la Universidad de Buenos Aires (UBA) y miembro del Plan Fénix.

De esta manera, el decreto que firmó el presidente, Mauricio Macri, en febrero último no impidió que creciera la cantidad de trabajadores alcanzados por el Impuesto a las Ganancias, una tendencia que se mantiene desde 2014.

La evolución se debe a que si bien hay personas que dejaron de pagar el tributo con el aumento del monto mínimo de ingresos para pagarlo, que pasó a ser de $18.800 netos por mes para un soltero, empezaron a tributar personas que estaban exentas porque cobraban menos de $15.000 antes de 2013 (algo que estableció por decreto la ex presidenta, Cristina Fernández de Kirchner), pero que en la actualidad tenían un salario superior.

Justamente, entre las críticas al sistema previo, un trabajo del Instituto Argentino de Análisis Financiero (IARAF) señala que "empleados con el mismo sueldo bruto y cargas de familia podían tributar valores muy disímiles de impuesto" o que "un empleado con un sueldo bruto superior podía terminar cobrando de bolsillo un monto significativamente inferior a otro con una remuneración inferior". Es decir que si dos trabajadores cobraban lo mismo, uno podía pagar Ganancias (si ya lo pagaba antes de 2013) y otro no. Por esto el IARAF advierte a que se originó durante el gobierno anterior "un sistema absolutamente inequitativo".

En la serie histórica, el momento en el que pagó este impuesto un mayor número de trabajadores fue 2012, cuando estaban alcanzados 2,4 millones de personas. Al año siguiente Fernández de Kirchner dictó un decreto por el que esa cifra cayó a menos de un millón.

Vale la pena destacar que, de acuerdo con el presidente de la Asociación Argentina de Presupuesto y Administración Financiera Pública (ASAP), Rafael Flores, el Impuesto a las Ganancias es uno de los impuestos más progresivos que existen, ya que pagan más porcentaje los que más tienen o cobran. En esto coincide Setton, quien señaló en unpost de su blog que "un aumento del peso de Ganancias en el total de la estructura tributaria implica mayor progresividad a nivel general".

Comentá la nota