Para el balotaje la CGT Caló redobla su apoyo a Scioli

Para el balotaje la CGT Caló redobla su apoyo a Scioli

La mesa chica de la CGT que lidera Antonio Caló convocó al consejo directivo de esa central, para analizar el próximo martes en la sede de Taxistas, el anuncio de modificación de Ganancias que realizó Daniel Scioli, la previa al balotage y otros puntos de “agenda abierta”.

Es la síntesis protocolar del encuentro de ayer en Upcn. Va de suyo que el impacto del resultado eleccionario, es tema de fondo para esta central. Sindicatos de ese bloque, con diferente energía, le pusieron el hombro al oficialismo desde 2012 y esta segunda vuelta los comprime en el desafío electoral de alto riesgo.

“La gran mayoría del movimiento obrero respalda a Daniel Scioli y confiamos en su triunfo”, expresó el jefe de Taxistas, Omar Viviani, vocero del encuentro. “La primera lectura es que ganamos por 2 puntos y medio. La segunda es que cada uno se tiene que hacer cargo de las ganadas y las perdidas”, expresó ante una consulta de Bae Negocios sobre la elección. Ante la indisimulable magra ventaja electoral, agregó “apuntar contra otros compañeros no es de peronista. Perón decía que cuando un compañero habla mal de otro es que se pasó al bando enemigo. Que cada uno se haga cargo de lo que dice”. Además del taxista y el anfitrión Andrés Rodríguez, participaron de la reunión Antonio Caló, Sergio Sasia (Unión Ferroviaria) y José Luis Lingeri, (Obras Sanitarias).

Viviani enfatizó que no es momento para ninguna “caza de brujas” y que la unidad de la CGT, “más tarde o más temprano” será realidad. Respecto del eventual escenario con Mauricio Macri presidente, consideró “si por casualidad llegara ese momento, según las acciones de ese Gobierno actuará el movimiento obrero”.

Horas antes de la mesa en Upcn, en declaraciones radiales Caló se refirió a una charla que mantuvo “a solas” con Scioli cuyo contenido no reveló “por cuestiones de respeto y confidencialidad” pero sí declaró que el candidato del FpV “es una persona inteligente, sabe lo que hace y dice” y acotó “él sabe que tiene que cambiar” respecto a alcanzar el triunfo el domingo 22 de noviembre, victoria que alcanzará el FpV, según el metalúrgico.

Malestares

Con más confidencias que textuales, desde varios sindicatos la autocrítica y el descontento hacia “compañeros” también marca el compás cotidiano en el sindicalismo. Las miradas no distinguen entre moyanistas o afines a la Casa Rosada. Gremios de la segunda línea consideran que “nos pasarán por encima si todavía tres o cuatro” secretarios generales “consideran que son los dueños feudales del movimiento obrero. Esa corriente, sin distinción de alineamientos se puede palpar entre los gestos adustos de varios secretarios generales que se alejan de los micrófonos por estas horas. Lo cual verifica, si se permite la metáfora, que una foto computarizada del movimiento obrero ofrecerá, como ya sucedió en otros momentos, más que una unidad una mezcla de catársis, recelo y descontentos, donde hasta los más experimentados no emergen del desconcierto.

Comentá la nota