Para Barrionuevo la temporada de verano ha sido “un fracaso”

Para Barrionuevo la temporada de verano ha sido “un fracaso”

Lo atribuyó "a la pésima política implementada por Aerolíneas Argentinas". También reclamó que el nuevo gobierno haga públicas y lleve a la justicia los casos de corrupción de la anterior administración.

“Todos esperamos esta temporada y ha sido un fracaso”, disparó el dirigente gastronómico y referente de la CGT Celeste y Blanca Luis Barrionuevo. El sindicalista, que pasó toda la temporada en Mar del Plata, analizó la situación, cómo impacta en el panorama laboral y en las paritarias. Además se refirió al reciente anuncio de elevar el mínimo no imponible de Ganancias, pero reclamó que el Congreso trate la escala a aplicar a quienes deberán tributarla.

– ¿Cómo cree usted que fue esta temporada?

– Creo que la temporada ha sido malísima, en toda la costa. Creo que si alguien quiere utilizar cuatro días de carnaval como muestra de los 60 días que puede ser la temporada se equivoca. Creo que Brasil nos robó por lo menos 2 millones 500 mil personas, que no deben haber gastado menos de 5.000 millones de dólares. Esta es la pésima política implementada por Aerolíneas Argentinas, que posibilita que en 12, 18 o 24 cuotas vos puedas viajar por el mundo subvencionado por todos aquellos que tributamos. Aquellos que tienen plata, que viajen, pero creo que han vaciado a Argentina de la posibilidad de que el turismo pueda reformularse y que la plata pueda estar en el país.

– ¿Cómo cree que esto repercute en los meses que vienen?

– Está repercutiendo y mal, en toda la zona del norte argentino, en Córdoba, en toda la zona atlántica y creo que tiene su resultado porque a eso hay que agregarle el fuerte impacto que hemos tenido en los precios, en las tarifas. El trabajador gastronómico en general ha sido perjudicado porque todos esperamos esta temporada y ha sido un fracaso. Esperemos que de aquí en adelante, con el nuevo gobierno se implemente una política fuerte de turismo donde podamos participar todos.

– ¿Y a nivel empleo qué impacto tendrá?

– Vamos a tener problemas, ya los estamos teniendo. Problemas de suspensiones y despidos.

– ¿En ese contexto cómo están analizando las próximas negociaciones paritarias?

– La semana que viene vamos a tener reuniones previas con las cámaras empresarias para ir conversando y ver si podemos ir llegando a un acuerdo previo a las paritarias y no tengamos enfrentamientos, porque en mayo nosotros ya tendríamos que estar discutiendo fuertemente.

– ¿Volverán a negociar los incrementos escalonados?

– Por el fuerte impacto que hubo está siendo en dos tramos. Yo creo que para más de eso no da, porque creo que vamos a tener una inflación fuerte en el primer semestre, que viene de arrastre, y el Gobierno tiene fuertes expectativas de bajar la inflación en el segundo semestre. Por eso digo que habrá que ver si podemos resolverlo en dos tramos.

– El Gobierno está buscando que bajen las expectativas en porcentajes de aumento. ¿Ustedes mantendrán las expectativas en más del 30%?

– Vamos a verlo, en estos momentos estamos estudiando el tema. Creo que ha sido bueno volver a instalar las asignaciones familiares. También, por lo menos en nuestro rubro, el nuevo mínimo no imponible también es bueno. Pero al mismo tiempo, es un error instalar que no va a haber modificaciones en las escalas. Y esto afecta porque desde el momento en el que vamos a conseguir incremento salarial, esas escalas, esa famosa tablita, nos va a absorber parte del salario, o sea que estamos con algo bueno por un lado y con algo regular que tiene que ver con esto.

– ¿Estas cuestiones complican más la mesa de negociación paritaria?

– Sí, creo que las complica. Veremos cómo podemos resolverlo. Lo que nosotros no queremos es crear inconvenientes a un gobierno nuevo, que recién se incorpora, que ha tenido algunos gestos que han tenido que ver con el diálogo y algunas medidas.

– Pero están reclamando que se revea la decisión de dejar para el año que viene la revisión de las escalas…

– Para que no haya un deterioro del salario, creo que se requiere que en el Congreso se trate el tema de la tablita. A partir del momento que el Congreso empiece a funcionar vamos a conversar con los bloques para que esto pueda ser tratado y salga por ley este año.

– La falta de datos oficiales de Indec, ¿también les preocupa?

– Sí, nos preocupa. Me extraña la demora y la divergencia que hay dentro del Indec, porque crea incertidumbre. Es una herramienta fundamental que tiene que ver con la marcha de la economía y todo para llevar adelante los negocios. Y ahora nos encontramos con que -Jorge- Todesca, que ha sido designado, está enfermo. Eso no es bueno porque entramos de nuevo todos en la sospecha de que el Gobierno quiere ocultar por un tiempo el tema de la inflación.

– Pero ustedes tienen sus propias mediciones…

– Técnicamente nosotros tenemos los centros de estudios que nos hacen las mediciones, pero el reflejo más grande son los precios, cuando el asalariado va a hacer las compras y se encuentra con que todos los meses aumentan los precios. Y cada vez se deteriora más el peso y uno compra mucho menos de lo que compraba.

– ¿Cree que la paritaria también va a estar teñida por ese pedido estatal de cuidar el empleo, por sobre mejorar el salario?

– No se trata de cuidar el empleo. Ningún empleador va a tener empleados si no los necesita y el empleado que tiene trabajo debe tener un salario digno. Esa es nuestra tesitura. Lo que si creo y estamos apuntando nosotros es a no entorpecer o crear conflictos, incertidumbre, cuando se está negociando el tema de los fondos buitre, que el Gobierno traiga capitales e inversiones que hacen falta y una mirada hacia el mercado interno, también de la prudencia nuestra sin perder el objetivo que es buscar que el poder adquisitivo del trabajador no se deteriore. Porque quedó claro, noviembre, diciembre, enero hubo una fuerte alza de precios y, que nosotros sepamos, no hubo aumento salarial.

– No es el salario lo que influye en la inflación…

– Quedó evidenciado que el empresariado ha hecho un fuerte colchón con un tema que tiene que ver con la inflación y por el cambio de gobierno. Siempre hay una cubierta del empresariado argentino, por las dudas, aplicando los aumentos sin que haya habido discusión salarial y sin siquiera saber cuál es la política del gobierno que acaba de asumir.

– Están reclamando investigación y judicialización de funcionarios del gobierno anterior. ¿Qué expectativas tiene?

– Lo que estamos esperando, creo que la sociedad en general y lo veo a diario, es que de una vez por todas los que asumen, todas aquellas anormalidades que encuentren las den a conocer y las lleven a la Justicia y que los jueces actúen rápidamente porque si no la gente no te da más crédito. Hay que profundizar el tema, que vayan presos los que han corrompido estos años. Estamos esperando que el 1 de marzo, el presidente Macri anuncie en su discurso de apertura de sesiones ordinarias en el Congreso, dónde están los graves hechos de corrupción que aisladamente estamos conociendo por la prensa. Lo pedimos cuando estuvimos reunidos con el Presidente.

Coment� la nota