Para CGT de Moyano el gobierno implementó un "ajuste" sobre los trabajadores y que precios subieron 25% en 2013

La entidad gremial liderada por Hugo Moyano, hizo conocer su analisis a dar a conocer la medición de inflación de diciembre, que representa un aumento del 25,09 por ciento para el 2013, más del doble de lo relevado por el INDEC. La Secretaría de Acción Social de la central obrera que lidera el titular de la Federación de Camioneros dio a conocer sus índices de precios y criticó con dureza las recientes decisiones oficiales.
Para la CGT moyanista, en diciembre el aumento de precios fue del 3,16 por ciento que impulsa la inflación anual al 25,09 por

ciento.Según el informe sindical, un adulto para no ser indigente necesita un ingreso por mes de 873,99 pesos o de 28,73 por día, mientras que para no ser pobre requiere un ingreso mensual de 2.001,44 pesos y de 65,80 pesos por día, cifras muy por encima de las que estima el INDEC.

La CGT señaló en su informe que una familia compuesta por dos adultos mayores y dos hijos menores para no ser indigente necesita por mes 2.700,63 pesos y para no ser pobre debería ganar como mínimo 6.184,45 pesos por mes. En un documento que lleva la firma de Moyano, la CGT afirma quelas últimas medidas del gobierno son "un sinceramiento brutal del ajuste sobre los trabajadores".

Menciona entre las medidas la devaluación del peso "a un ritmo inusual", la quita de subsidios a las tarifas energéticas y de transportes, la creación de nuevos impuestos, imposición de techo del 18% en las paritarias 2014, blanqueo de los aumentos en alimentos y desaparición del congelamiento de precios, y aumentos de los combustibles.

La CGT advirtió que no va a permitir que "se avale desde los escritorios de funcionarios el cercenamiento del derecho salarial y la libre discusión paritaria". "Advertimos, con la firmeza que nos da la razón, que cualquier intento de limitar, por la forma que sea, la libre discusión salarial encontrará el reclamo en las calles con su más enérgico repudio", señaló la declaración cegetista.

"Cuando en el 2011, ante el discurso presidencial, nos referimos a que "sintonía fina" se asemejaba mucho a ajuste, no nos equivocamos, señala el documento, que tras criticar el "silencio" de la presidenta Cristina Fernández, sostiene que el gobierno "comenzó a reconocer que la economía se escapó del relato y que pega con fuerte impacto sobre la realidad de la gente de a pie".

Al criticar el lanzamiento del acuerdo de precios sostuvo que "suena más a expresión de deseos que a verdadera lucha contra la inflación". Advirtió que el acuerdo "solo recae sobre el 3 % de los alimentos y deja de lado a la vestimenta, gastos de vivienda, de transporte, salud y educación y es sólo un ejercicio de marketing político antes que una verdadera política económica de Estado que intente poner un parate a la escalada inflacionaria de los últimos dos años.

La CGT advirtió que el gobierno busca instalar la "sensación" de estabilidad en los precios para luego, con ello, delimitar la discusión salarial de este año y ponerle un techo escaso al necesario reacomodamiento que necesitaran en sus haberes los trabajadores para el año que comienza.

Comentá la nota