Para el Sindicato Gastronómico, “el resultado de las urnas fue el disparador para que esto ocurriera”

Para el Sindicato Gastronómico, “el resultado de las urnas fue el disparador para que esto ocurriera”
Desde la UTHGRA Seccional Bariloche llamaron a no engañarse por la suba del mínimo no imponible y consideraron que la medida “no estaba en la agenda del gobierno nacional”, sino que llegó a raíz del reclamo opositor y de los resultados de las PASO.
"Los trabajadores movilizados en la CGT Azul y Blanca conducida por Jose Luis Barrionuevo, la CGT de Hugo Moyano y la CTA no oficialista conducida por el Pablo Micheli y el contundente mensaje de las urnas en las PASO del 11 de agosto, donde más del 70% de los argentinos, pero muy especialmente la elección que en la Provincia de Buenos Aires realizara Sergio Massa, fueron fundamentales para que el Gobierno Nacional modificara su postura respecto al Impuesto a las Ganancias, para elevar los montos sobre los cuales se pagará en el futuro, este injusto impuesto al trabajo”, expresaron desde la conducción de la UTHGRA Seccional Bariloche a través de un comunicado.

“Reestablecer el salario familiar para los trabajadores argentinos, es otro beneficio logrado por quienes hemos exigido al Gobierno Nacional, modificar esta injusta discriminación entre trabajadores”.

“A no engañarse; no estaba en la agenda del Gobierno Nacional acceder a estos requerimientos de los trabajadores argentinos. El resultado de las urnas fue el disparador para que esto ocurriera, pero es fundamental no bajar la guardia”, indicaron desde el gremio.

“Las medidas anunciadas deben tener correlato con la garantía de una Ley en la que deberá establecerse que el incremento sobre el cual se tributara el Impuesto a las Ganancias, deberá ser resuelto por el Consejo del Salario en forma anual, que lo integran la CGT, los sectores empresarios y el Gobierno Nacional. No podemos olvidarnos que en el año 2003, la cantidad de trabajadores que tributaban este impuesto, eran aproximadamente cerca de 240.000 y al no haberse actualizado durante estos años, determinó que en la actualidad sean más de 2.400.000 los que tributábamos este injusto impuesto”, indicaron.

“Igual criterio deberá adoptarse respecto al salario familiar, cuyo beneficio deberá constituirse por normativa de ley y cualquier modificación al respecto, deberá ser analizada por el Consejo de Salario Mínimo Vital y Móvil”, sostuvieron en el comunicado firmado por Rosa Negrón, Secretaria General, Ovidio Zúñiga Secretario Gremial y Nelson Rasini, Secretario de Prensa.

“La historia no puede volver a repetirse, la realidad laboral no es la que el Gobierno Nacional quiere hacernos ver todos los días, sino muy por el contrario. Hoy el 35% de los trabajadores argentinos está en la informalidad; el 12% está dentro de un Plan Trabajar y el 7% es la desocupación que reconoce el Gobierno Nacional, ello nos indica que el 54% de los trabajadores argentinos está en serias dificultades. La única verdad es la realidad”, finalizaron.

Coment� la nota