Paran Vaca Muerta y los puertos por despidos y el impuesto a las ganancias

Los primeros marchan el martes a las CGT por la derogación del impuesto. Pereyra reclama por cierre de refinerías.

En medio del conflicto del Gobierno con los buitres, el Gobierno se chocó hoy con un paro de petroleros en Neuquén y Río Negro y el martes soportará otro en los puertos de Campana, Zárate, Dock Sud y Buenos Aires.

Los motivos son distintos aunque todos responden a la recesión que complica la marcha de Cristina Kirchner y a su decisión de no tocar el mínimo no imponible al impuesto a las ganancias, anclado en 15 mil pesos.

En rechazo a este impuesto, la Federación Marítima Portuaria y de la Industria Naval de la República Argentina (FeMPINRA), presidida por Juan Carlos Schmid, anunció una “jornada de protesta y movilización hacia CGT” de las actividades portuarias, marítimas y talleres navales para próximo martes 29 de Julio a partir del mediodía.

“Tenemos el 80% del personal marítimo y portuario alcanzado por este impuesto que le saca un sueldo al año y el aguinaldo. Estamos negociando una paritaria pero van a terminar ganando menos. Que el Gobierno le explique a un empleado que está 60 días en un barco que le va a descontar”, a LPO Schmid, un reconocido asesor de Moyano.

Como gran parte del arco gremial, exige un cambio en las escalas que hoy gravan con un alto porcentaje a los empleados recién “Aunque se actualice el mínimo no imponible es tan grande el atraso respecto a la inflación real que cualquiera sea el porcentaje, el despojo al salario se mantendrá en valores importantes”, agregó.

Paro a Matranga

El sindicato de Petróleo y Gas Privado de Neuquén, Río Negro y La Pampa, encabezó la asamblea de delegados donde se definió llevar adelante desde las 20 un paro por 24 horas, que parará toda el área de producción inclusive la estratégica reserva de shalle oil Vaca Muerta.

El paro es en rechazo a los despidos producidos tras el anuncio de cierre de la refinería Renesa, ubicada en el Parque Industrial de la localidad de Plaza Huincul. El senador Guillermo Pereyra, líder del gremio, aclaró que el paro llega tras varias conciliaciones obligatorias dictadas por el Ministerio de Trabajo de la Nación. “El gas no podemos cortarlo, es un servicio esencial y nuestro interés no es molestar ni perjudicar a la población”, aclaró.

“Agotamos todas las instancias de diálogo con el Gobierno Nacional, no nos pueden tildar de que hacemos paro sin agotar hasta la última instancia” aseguró Pereyra a la vez que recordó que ya se acataron dos conciliaciones obligatorias, “terminado el plazo y sin solución nos sometimos a una conciliación voluntaria, porque se podía llegar a alguna solución entre el Gobierno y la empresa, pero no. Terminaron atendiéndolos funcionarios de menor nivel, hasta que prácticamente era el portero el que los atendía".

Pereyra participó de varias reuniones con gran parte del gabinete nacional entre ellos los ministros Jorge Capitanich, Axel Kicillof, el secretario Legal y Técnico Carlos Zanini y el titular de YPF Miguel Galuccio, buscando una solución para las tres refinerías neuquinas que se encuentran en esta misma situación, a Renesa se suman Fox Petrol y Petrolera Argentina, que amenazan con seguir los mismos pasos.

La última la tuvo con la flamante secretaria de Energía, Mariana Matranga, quien lo sorprendió al desconocer por completo la problemática.

Comentá la nota