Paro docente: los gremios no acataron la conciliación y escracharon a Miguel Morales

Ante la postura de los gremios docentes, que decidieron no presentarse a la conciliación obligatoria dictaminada por el Gobierno de la Provincia, el secretario de Trabajo y Relaciones Laborales, Miguel Morales expresó que “estas no son las instancias que se deben dar” ya que “esperamos que esto se resuelva porque los chicos tienen que volver a las aulas”.

La Dirección de Trabajo había convocado a los gremios docentes para establecer la conciliación obligatoria y así garantizar el dictado de clases en la provincia. “El Gobierno está dispuesto al diálogo, nunca lo hemos cortado y vamos a seguir impulsándolo porque hay que encontrar los caminos que conduzcan a la paz, sin violencia, porque está en juego la educación de todos los chicos de la provincia” dijo Morales.

Teniendo en cuenta que las medidas de fuerza adoptadas que no permitieron el inicio de clases, se dieron a pesar de una oferta salarial que -según dijo el Gobierno- se encontraba dentro de las posibilidades económicas de la provincia, Morales destacó que el Ejecutivo provincial continuará con la premisa de buscar los mecanismos necesarios para lograr una pronta solución al conflicto.

“Se sigue dialogando y buscando alternativas, pero no se debe olvidar que casi de los 76 mil trabajadores de la administración pública y municipios, más de un 90% de los sueldos dependen de fondos que manda la Nación” explicó, remarcando a su vez que “bajo ningún punto de vista se pueden conseguir fondos provinciales entendiendo también que con más del 80% del presupuesto provincial se pagan sueldos”.

En relación a posibles sanciones a los gremios por no acatar la conciliación obligatoria, Morales señaló que “se actuará de acuerdo a la ley y según los pedidos y planteos de las partes”.

Por otra parte, respecto a los destrozos registrados en la sede del organismo provincial de Trabajo, el funcionario indicó que “nos hemos encontrado con que se rompieron vidrios, se pintaron paredes, se tiraron bombas, se robaron y rompieron elementos y expedientes. Esto es muy lamentable pero por supuesto la policía realizó las actuaciones correspondientes y se harán las denuncias por los daños ocasionados”.

Comentá la nota