El paro se siente en la ciudad y en las rutas

En la provincia no habrá servicios de colectivos, clases, recolección de residuos y transporte de cargas debido a la medida nacional Los gremios concretan la huelga por la modificación del impuesto nacional y algunas organizaciones llevan adelante protestas en diferentes puntos de Tucumán

Desde la cero hora, el paro en la provincia comienza sentirse con la suspensión de los servicios de transporte y recolección de residuos, y de colectivos urbanos y de larga distancia, como lo habían anunciado los gremios Camioneros y Unión Tranviarios Automotor (UTA), dos de los principales sindicatos que impulsan el reclamo por modificaciones del impuesto a las Ganancias.

“A las cero hora pararemos a los camiones que circulen por el acceso a la provincia. Será en el peaje de La Florida (Los Puestos), Los Nogales , en la ruta 9, y Lamadrid, en la ruta 157”, dijoCésar Torres, secretario general de la filial local de la organización nacional que responde a los Moyano.

En UTA remarcaron que darán inicio al paro -el cuarto a nivel general contra la administración deCristina Fernández- desde la medianoche, tanto en las líneas urbanas como en las de larga distancia.

Por su parte, la CTA Autónoma Regional Tucumán confirmó una serie de actividades durante la jornada de protesta, que incluirá cortes de rutas en el puente Lucas Córdoba (de 9 a 13), que une la capital tucumana con Banda del Río Salí, y en el interior de la provincia, y una movilización hacia el Rectorado de la Universidad Nacional de Tucumán (UNT), acompañando a los trabajadores de la Asociación de Docentes e Investigadores de la Universidad Nacional de Tucumán (Adiunt)

La Corriente Clasista y Combativa (CCC), municipales del interior y comunas rurales encabezarán (de 9 a 13) cuatro cortes: dos en la ruta 38, altura Concepción y río Gastona (trazas nueva y vieja), y en la ruta 157, altura de Lamadrid, además de la movilización en el puente Lucas Córdoba.

“Llevamos adelante los cortes para manifestar en representación de sectores que no pueden hacer sentir su reclamo a través de organizaciones formales, como los desocupados, jubilados y trabajadores precarizados”, recalcó Salvador Agliano, de la CTA.

“Cuando nos demos cuenta, pagaremos todos Ganancias. Pedimos la eliminación, además de Ganancias, del tope del salario familiar por hijo. También la quita del 21% del IVA en los productos a la canasta básica, que afecta a desocupados y personas de bajos recursos”, enfatizó Vicente Ruiz, referente de la CCC.

En el sector no descartaron más cortes en el sur provincial organizados por delegaciones de la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (Uatre) -en Aguilares y en La Cocha-.

Los gremialistas estimaron ayer un alto acatamiento para hoy, debido a que la huelga también se extendería a los bancos y los servicios aéreos (cabotaje e internacional), entre otros sectores. En la provincia, se había sumado el Frente Gremial Docente, integrado por ATEP, AMET y APEM. 

El sindicato de gastronómicos (Uthgra) oficializó también su adhesión a la medida de fuerza, por lo que se espera que por la mañana se registre casi una nula actividad en los bares, restaurantes y confiterías, en especial, de la capital. El servicio podría normalizarse hacia la noche, según estimó ayer la cámara empresarial.

“Vamos a garantizar la atención en guardias, cirugías programadas y urgencias”, dijo, por su parte, el ministro de Salud, Pablo Yedlin, ante la confirmación del paro de los trabajadores de la salud enrolados en Sitas (Autoconvocados).

Desde el gremio de empleados de estaciones de servicio han previsto que el servicio será irregular; mientras que habrá atención al público en los comercios.

Coment� la nota