Los petroleros se declararon el alerta y movilización

Los petroleros se declararon el alerta y movilización

Luego del Plenario de Comisión directiva y Cuerpo de Delegados del Sindicato del Petróleo y Gas Privado del Chubut realizado ayer, al que se sumaron diferentes actores que forman parte de la defensa de los recursos naturales de la provincia ante el avance que el gobierno nacional pretende de la nueva Ley de Hidrocarburos en detrimento de la Ley Corta, el secretario general Jorge Ávila señaló contundentemente que “si no hay diálogo, va a haber plan de lucha”.

Ávila, acompañado por los integrantes de su comisión directiva, presidió el plenario al cual se sumaron el intendente de Comodoro Rivadavia, Néstor Di Pierro; el viceintendente, Carlos Linares, su par de Petroleros Jerárquicos de la Patagonia Austral, José Llugdar y el ministro de Hidrocarburos del Chubut, Ezequiel Cufré.

En torno a lo planteado en dicho encuentro, el sindicalista expresó que “la decisión unánime es defender el recurso de todos los chubutenses, no dar un paso atrás, y acompañar el pedido del gobernador”, al tiempo que sostuvo que “el intendente fue claro también en defender los recursos” y que “acá no hay banderías políticas sino simplemente ponernos al frente de un reclamo que tienen que hacer todos los chubutenses”.

“Hemos dado otro paso más en este largo camino, que es difícil como lo dijimos desde el primer día. Nación va a apostar y está apostando a que esto avance y de hecho nos obliga a nosotros a endurecer posiciones”, esgrimió Ávila, pero avisó que “cuando se juntan los trabajadores y el poder político, el gobierno está obligado a escucharlos”.

Alerta y movilización

Respecto al plazo para encontrar una vía de diálogo, el titular del gremio petrolero enfatizó que la espera será hasta mediados de la semana que viene y advirtió en tal sentido que “si no hay una solución entre miércoles y jueves, nos veremos obligados a movilizar toda la ciudad y después si el proyecto va al Senado, nos obligará a iniciar un plan de lucha paralizando la producción”.

“Estamos en estado de alerta y movilización desde el momento que se entregó el proyecto y lo pudimos ver. Si era por inversión, no había mucho por opinar, pero cuando se trata de entregar los recursos que hoy le dan sustento a la provincia del Chubut y que en el futuro al que le toque gobernar no tenga de dónde sacar recursos, no queda otra alternativa que hacer la defensa de esos intereses”, suscribió.

Ávila remarcó que el Estado nacional tiene la obligación de convocar a las partes “porque son ellos los que quieren modificar la Ley, no nosotros”. Y agregó que “de lo que quieren modificar, tienen que venir y preguntar qué es lo que vemos mal para consultar. No tiene que ser solamente el sindicato más allá que fuimos parte fundamental en esto. Tiene que ser el intendente, el gobernador o los mismos legisladores quienes puedan abrir esta mesa del diálogo y permitan sentarnos en una mesa a discutir también el futuro de todos los chubutenses”.

Por último, indicó que le comunicarán lo que se decidió en el plenario al gobernador Martín Buzzi, y a los legisladores nacionales de todos los colores políticos. “Estamos trabajando para que, si la Ley avanza, a mediados de la primera semana de septiembre concurrir a una movilización que se realizaría entre Río Negro y Neuquén, donde nos vamos a juntar Mendoza, Chubut, Santa Cruz, Neuquén y Río Negro”, aseguró Ávila.

Coment� la nota