Los petroleros preparan un paro por salarios

El poderoso sindicato de Trabajadopres Petroleros de Río Negro, Neuquén y La Pampa, del moyanista Guillermo Pereyra, se prepara para ir al paro en demanda de mejoras salariales. Para hoy a las 10, Pereyra llamó a una asamblea de delegados en la capital neuquina en la que se pondrá a votación la moción de iniciar una medida de fuerza. Se descontaba anoche que la propuesta sería aprobada.
El sindicato pretende una mejora salarial del 32% y que las empresas petroleras les paguen un valor por zona desfavorable similar al que ya se les abona a los petroleros de Chubut y Santa Cruz.

La paritaria del sector está vencida. Las empresas no le ofrecieron al gremio por ahora ninguna suba.

La convocatoria al paro sería por ahora más que nada un mensaje de que el sindicato está dispuesto a ir a la pelea. Es que con seguridad el Ministerio de Trabajo dictará de inmediato la conciliación obligatoria y el gremio la acataría. La huelga en serio podría venir después, en caso de que las negociaciones posteriores fracasen.

Pereyra es el actual secretario adjunto de Hugo Moyano en la CGT. El camionero parece haberlo elegido como su número dos por su lealtad y su inmenso poder de daño. La cuenca neuquina “provee el 57% del gas que se consume en el país”, remarcan los petroleros.

Esta semana, por otro lado, se espera que Pereyra finalmente presente su renuncia en el directorio de YPF en disconformidad con el reciente decreto que crea una comisión reguladora de todo el sector petrolero. Por estar en Neuquén, hoy Pereyra no participará de la reunión en CGT en la que los titulares de obras sociales alineados con Moyano acordarían iniciar juicios contra el Estado en demanda de los millonarios fondos que se les adeudan.

Carlos Galván

Comentá la nota