Petroleros tomaron pacíficamente la sede del gremio

Petroleros tomaron pacíficamente la sede del gremio
Trabajadores y desocupados petroleros tomaron ayer pacíficamente las instalaciones del sindicato en Río Gallegos. Reclaman puestos de trabajo e inversión a las operadoras, como así también denuncian “inacción” por parte del gremio. Permanecerán allí hasta tanto tengan una respuesta favorable. La intervención analiza hoy los pasos a seguir.
Un nutrido grupo de petroleros tomó ayer la sede del intervenido sindicato de Petroleros Privados de Santa Cruz en la ciudad de Río Gallegos. La misma se dio en forma pacífica, no se registraron incidentes e incluso por espacio de algunas horas convivieron en el interior del edificio con el delegado designado por la intervención para comandar las riendas del mismo, Jorge Burgos. El abogado del gremio, Dr. Sandro Levín, junto a una escribana pública, se apersonaron al lugar para constatar el estado del edificio y que todo transcurriera con normalidad. De esta manera tomaron nota de lo acontecido junto a uno de los voceros y se retiraron, por lo que el edificio quedará abierto y ocupado. Al cierre de esta edición no se había tomado contacto con miembros de la comisión normalizadora y se esperaba que en el transcurso del día de hoy se pueda formalizar para determinar los pasos a seguir.

En este contexto, uno de los ocupantes que ofició de vocero, Carlos Luna, indicó a La Opinión Austral que “fue una decisión de los compañeros dado el problema que está aconteciendo con los trabajadores de Estrella, Servicom, Oscar Núñez y otras empresas” dijo, recordando que además está formando parte de este reclamo el grupo de desocupados que desde hace dos semanas está quemando cubiertas reclamando por puestos de trabajo en distintas empresas petroleras.

El reclamo puntual a la dirigencia radica en una presunta “lentitud” a la hora de gestionar puestos de trabajo y exigir las correspondientes inversiones a las empresas, “según ellos están tramitando todos los pedidos que se les han planteado, pero la gente no está conforme porque los tiempos de ellos (por dirigentes, el Gobierno y las operadoras) no son los mismos que de los trabajadores”, recalcó.

En todo momento recalcó que la medida se tomó con absoluta tranquilidad y de forma pacífica y advierten que será “hasta tanto nos traigan una respuesta favorable”, “no se permitió ni se lo hará que haya ningún tipo de incidentes, porque antes que nada ésta es nuestra casa, de todos los afiliados”.

Aclarando que por el momento no se cuenta con un registro concreto de la cantidad de desocupados, Luna informó que para garantizar una presencia permanente es que se organizaron en dos grandes grupos que pasarán toda la noche en el interior del gremio.

Jorge Burgos

La toma se suscitó aproximadamente a las 18:30 horas, mientras el recientemente nombrado “delegado colaborador” por la intervención, Jorge Burgos, estaba realizando su trabajo cotidiano, y observaba atónito desde su oficina la maniobra de los desocupados. Aclaró a este medio que hace poco más de dos semanas que está en el cargo, y si bien reconoció la situación y la necesidad de los trabajadores, dio cuenta que muchos de los contratos que no han sido renovados eran bajo la modalidad de “plazo fijo”, es decir que estaban firmados por dos o tres meses y como las inversiones en la zona son prácticamente nulas muchos de ellos se dieron de baja. Una de las empresas en cuestión sería Arpetrol, “que está parada por falta de inversiones, pero son muchas en la misma situación”. Asimismo dio cuenta de un pedido de audiencia urgente con el gobernador Peralta, para no sólo plantearle estas problemáticas sino hacerle saber su malestar por la renovación de los contratos por las áreas con la empresa Roch, proyecto que recientemente fuera enviado a la Legislatura por el Poder Ejecutivo.

Coment� la nota