Podrían endurecerse las medidas por el conflicto de Alpesca

Podrían endurecerse las medidas por el conflicto de Alpesca
El sindicato de la Alimentación no descartaba ayer convocar a un paro provincial por la situación que atraviesa Alpesca. En ese marco, la Provincia y la Intendencia trabajaban contrareloj para tratar de alcanzar alguna alternativa transitoria para destrabar el conflicto hasta que se elabore un plan para la empresa, siempre vinculado al ámbito privado.

Mientras, los trabajadores de la pesquera que afronta una crisis prácticamente terminal, mantenían este fin de semana las protestas en la zona del parque industrial pesado, en cercanías a Aluar, en reclamo de una solución a sus problemas laborales.

En la fábrica de aluminio se dio la continuidad del bloqueo de ingresos y egresos de camiones por parte de trabajadores de la pesca que reclaman cobrar las deudas salariales y garantías, vinculando a uno de los responsables de esta situación y titular de parte de la estiba de Aluar, Omar “Cura” Segundo.

La principal planta de aluminio del país quedó así inmersa en el conflicto de Alpesca desde hace tres días.

El viernes Segundo fue citado una vez por la Secretaría de Trabajo, delegación Puerto Madryn y ante su ausencia lo buscó la policía, pero según se informó estaría en Bahía Blanca realizándose un tratamiento con células madre. Aunque según el juez federal subrogante en la causa donde se lo investiga por narcotráfico, no habría estado autorizado para desplazarse de la zona.

También se convocó a Federico Otero, el comprador de la planta, que pretendía ser representado por un abogado que no tenía poder. Así fracasó la mesa de negociación.

Ese ámbito fue aprovechado por el representante legal de Otero para informar que su intención es pagar los salarios adeudados y los aguinaldos en cuotas. En cinco días los trabajadores recibirían la primera quincena correspondiente a diciembre y luego en forma paulatina se liquidaría el resto de la plata.

Los trabajadores rechazaron esa oferta y volvieron a cortar la calle Marcos A. Zar con el apoyo de los marineros autoconvocados. Después cortarían otras calles de Puerto Madryn.

Panorama extremo

Luis Núñez, secretario general del STIA indicó que se pidió a Otero que retrotraiga el acuerdo que firmó con Segundo “y que deje que la Provincia se haga cargo de la empresa, porque él ya no es nadie”.

Para el gobierno de la provincia de Chubut el dueño de la fábrica pesquera sigue siendo Segundo, ya que Otero envió a un representante a inscribir la sociedad en la Inspección general de Justicia. Sin embargo, el trámite no se pudo completar por falta de documentación.

Ayer al cierre de esta edición los sindicatos involucrados en el reclamo analizaban avanzar en medidas de fuerza conjunta ante un conflicto que lleva más de un mes y afectaría unos mil trabajadores de Puerto Madryn. En tanto el Gobierno intentaba evitar este colapso a otras producciones y actividades que nada tiene que ver con el conflicto privado. Hoy se dispondría una mesa ´ampliada´ para tratar de acercar una propuesta de transición desde el estado.

Comentá la nota