ATE presentó una medida cautelar para ser integrado en la paritaria municipal

ATE presentó una medida cautelar para ser integrado en la paritaria municipal

Delegados de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) presentaron una medida cautelar ante la Suprema Corte de Justicia de Buenos Aires. Fue por no haber sido convocados a la mesa paritaria que se enmarca en el flamante Convenio Colectivo de Trabajo Municipal que se firmará este miércoles entre el intendente Martiniano Molina y el Sindicato de Trabajadores Municipales de Quilmes.

"Después de 18 años, los trabajadores municipales tendrán un convenio de trabajo y la Ley de Paritarias gracias a ATE. La Ley dice que los gremios que representan más del 10 por ciento de la planta de los trabajadores municipales tienen que sentarse a discutir las condiciones de trabajo de los empleados en su conjunto, y ATE supera ese piso de representatividad", expresó Claudio Arévalo, titular del gremio. 

Consideró que "la Municipalidad nos discrimina y no nos convocó a discutir el convenio colectivo de trabajo y, en definitiva, el salario. Esto a pesar de tener el 23 por ciento de afiliados dentro del Municipio. De esta forma, están discriminando a los trabajadores afiliados a ATE". 

El gremio, que existe desde 1925, tiene Personería Jurídica Nº 2 y se encuentra reconocido e inscripto por la Resolución del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social en el registro Nº 2.027. 

"Somos el segundo gremio más grande del país. En la provincia de Buenos Aires tenemos afiliados en 126 de los 135 municipios", destacó Arévalo. Agregó además que "creo que es un error político dejar afuera a un gremio tan importante como el nuestro, no lo vamos a permitir. Sin embargo, esperamos que lo puedan remediar". 

QUIEREN DEBATIR

Mientras tanto, el sindicato presentó una medida cautelar autónoma, trámite sumarísimo que se extinguirá cuando el juez resuelva. "No tenemos duda de que la vamos a ganar porque nos ampara la Constitución Nacional, Provincial y tratados internacionales".

Además del salario, Arévalo indicó que quieren discutir la estabilidad laboral de los municipales, las bonificaciones por riesgo y tareas insalubres, vacaciones, distribución equitativa de las horas extra, entre otros temas. 

Finalmente, el titular de ATE Quilmes declaró que "esto claramente atenta contra la libertad y la democracia sindical. No pueden sentarse únicamente con un gremio, sabiendo que hay otros trabajadores que han elegido otro sindicato que los represente. Creo que el Municipio debe recapacitar y convocarnos", sentenció. 

Mañana realizarán una asamblea en la que decidirán las medidas a tomar, si es que el acuerdo se firma. De esta manera, para la semana que viene se prevén movilizaciones al Palacio Municipal y pedirán la nulidad del Convenio.

Comentá la nota