Protesta y asamblea en las oficinas del Pami en Luján

Los gremios de ATE, UTI y UTERA llevaron a cabo una medida de fuerza esta mañana, en el marco del plan de lucha a nivel nacional. El principal reclamo de los trabajadores es el tema salarial. De todas formas, se mantuvo la atención a los afiliados en la oficina ubicada en Lavalle.
Los trabajadores del Pami de Luján realizaron hoy una protesta y asambleas en el marco del plan de lucha a nivel nacional por reclamos salariales. La medida de fuerza obedece a que “el instituto no ha cumplido con el pago del simulador, que es algo relacionado con la antigüedad, y la falta de citación y suspensión de las paritarias. Ante esto, los compañeros hemos decidido tomar medidas que tiendan a revertir precisamente esta situación”, explicó Gabriel Cepeda, delegado de ATE.

La protesta incluyó a los gremios de ATE, UTI y UTERA. El cuarto sindicato que nuclea a los trabajadores del Pami, UPCN, no adhirió de la medida. “Si bien no participa la dirigencia de UPCN, hay muchas compañeros que se han sumado, porque el reclamo es justo”, agregó Cepeda en diálogo con la prensa.

En nuestra ciudad, la oficina ubicada en San Martín y Colón se vio paralizada. Sin embargo, se mantuvo la atención al público en la sede de Lavalle. En tal sentido, Orlando Otrato, delegado de UTERA, remarcó que “la atención a los afiliados está garantizada al 100 por ciento. Esto no perjudica en lo más mínimo a los afiliados ni es la intención perjudicarlos a futuro. Es simplemente una lucha de los trabajadores que estamos tratando de defender el Pami que también es de ellos, para que los fondos no se vayan para otro lado. Por eso, necesitamos aunque sea la aceptación de la sociedad para que sepan bien qué es lo que estamos tratando de defender”. No obstante, en la oficina de Lavalle “están con asamblea permanente –agregó Cepeda-”.

Por otra parte, en la central del Pami se realizaron cortes de calle como así también en algunas dependencias. “En principio, nosotros hemos resuelto convocar a los medios para explicar cuál es el motivo. Y la asamblea decidirá cuáles son los pasos a seguir de acá en adelante”, sostuvo Cepeda.

Además, el representante de ATE detalló los puntos de la protesta: “El año pasado, en noviembre, se firmó un acta con los gremios que integran la comisión paritaria permanente, excepto UPCN que invalidó el acta. Pero, lógicamente, al firmar tres de los cuatro gremios que son signatarios del convenio, la propuesta tendría que haber tomado vigencia. No obstante eso, por diferentes cuestiones legales, no se aplicó el incremento que significaba una propuesta general de la antigüedad que era del simulador (un reconocimiento por los años de antigüedad que surge también del convenio colectivo de trabajo). Eso significa una suma importante en los salarios de los trabajadores. Y para este año se hizo una reunión en donde se acordó el 11 por ciento, en el marco de la pauta salarial que había fijado el gobierno. Y no se firmó la segunda parte porque quedaba supeditada a la convocatoria a las paritarias para tratarlo. Por supuesto que los gremios pedían más. Las reuniones las fue suspendiendo el instituto y eso fueron los motivos por los cuales estamos con esta medida”.

El objetivo de la medida es que “el instituto nos cite en forma urgente a la convocatoria paritaria. Por supuesto que si lo hace, todo vuelve a la normalidad. De lo contrario, se van a presentar las medidas”, cerró el representante de ATE, quien también estuvo acompañado por Gustavo DAmico, del sindicato de UTI.

Comentá la nota