Protestas sindicales generarían problemas en varios sectores

Empleados de Bancos, trabajadores del Instituto de Vivienda y docentes de universidades anunciaron protestas desde mañana. Las acciones van desde asambleas de dos horas, hasta movilizaciones callejeras e incluso paros. Todos piden mejoras salariales y laborales.
Comienza hoy una semana de protestas gremiales en toda la provincia y en el país. Es que al menos tres sectores anticiparon su decisión de impulsar medidas de fuerza que irán desde asambleas hasta marchas e incluso paros. Bancarios, empleados de Invico y docentes universitarios son hasta ahora quienes anunciaron que impulsarán acciones.

Una semana de agitación sindical comenzará mañana cuando los docentes de la Unne se sumen al paro de 48 horas impulsado en todas las casas de altos estudios del país por la Conadu Histórica. De esta manera el sector volverá a manifestar su disconformidad con el aumento del 20,5 por ciento dispuesto por el Ministerio de Educación de la Nación y rubricado con las demás federaciones de empleados universitarios.

Desde la Unne confirmaron la decisión de adherir a las dos jornadas de paro y estimaron que (una vez más), el acatamiento se sentirá especialmente en la Eragia (escuela dependiente de la universidad del sol). "Este es el segundo fracaso en las negociaciones salariales de este año, ya que el primero fue con la paritaria de los maestros", recordaron desde la Conadu Histórica.

La Asociación Bancaria es otro de los sectores que anunció para los próximos días la activación de un plan de lucha que si bien en principio solamente incluirá asambleas de dos horas, en Corrientes podría generar inconvenientes sobre todo para las personas que cobran por ventanilla. Es que aunque todavía no fue anunciado el cronograma de pago, trascendió que la Provincia tendría previsto abonar salarios a partir del miércoles o jueves.

Vale resaltar que el gremio y los empresarios de Bancos tienen previsto reunirse el miércoles en Buenos Aires y se supo que si arriban a un acuerdo económico la protesta quedaría suspendida, pero si esto no sucede el plan de lucha recrudecerá, y no se descartan paros. El motivo del malestar de La Bancaria tiene que ver con su disconformidad para con la recomposición del 18 por ciento ofrecido la semana pasada y que según explicaron, no alcanza a cubrir las expectativas de quienes trabajan en la casas crediticias de todo el territorio nacional.

Los que también anunciaron un plan de lucha para esta semana son los empleados del Instituto de Vivienda de Corrientes (Invico). "El jueves realizaremos una movilización hacia el edificio central de calle San Juan 460 a fin de requerir una respuesta al Interventor Bernardo Rodríguez sobre los distintos reclamos que venimos haciendo desde el año pasado", dijo el referente del sector Juan Arnedo. Así las cosas, el malestar de los asalariados podría generar a partir de mañana inconvenientes de distinta gravedad tanto a nivel local como a nivel nacional.

Comentá la nota