Quejas de trabajadores de la empresa San Antonio, con la operadora Roch

Quejas de trabajadores de la empresa San Antonio, con la operadora Roch
Un numeroso grupo de trabajadores petroleros, que se encuentra afectados al plan de “paz social” acordado con la operadora Roch y pertenecen a la empresa de servicios petroleros San Antonio, demandan representación de parte de su Federación y cumplimiento de los acuerdos por parte de la petrolera. La acusan de desinversión y atentar contra la paz social. Algunos hablan de una campaña para pasarle las áreas a YPF.
Aproximadamente 40 trabajadores de la empresa de servicios petroleros San Antonio, que se encuentran encuadrados en el plan de “paz social” firmado en el 2010 entre la operadora Roch, la Federación de Hidrocarburos, el Ministerio de Trabajo, el Instituto de Energía de la provincia y la propia empresa que los contrata, advierten que la operadora Roch quieren romper la paz social y está presionando a las empresas de servicios para que despidan gente, condición necesaria para que la petrolera comience con un “plan de inversión” de aquí hasta el 2015, oportunidad en que se les vencen las áreas que están bajo su explotación.

El acuerdo de paz social, implica que las empresas mantienen a los trabajadores en sus casas, cobrando el sueldo de parte de la petrolera. Es precisamente sobre esto que Roch ha señalado que llevan erogado más de 15 millones de pesos en sueldos y que ese capital podría haberlo afectado a la producción; sin embargo, los trabajadores atacaron los argumentos de la operadora, señalando que Roch firmó un Acta donde se comprometió a invertir en perforación de pozos y mantener el aumento de la producción en sus áreas, como así también a mantener la paz social “hasta que empiece a perforar”, cosa que a criterio de los operarios, Roch ha incumplido sistemáticamente y según entienden, lo único que puso en marcha la petrolera, fue la recuperación secundaria de los pozos.

Los trabajadores de San Antonio, ven con preocupación que mientras la operadora exige el despido de 30 trabajadores de la empresa Huinoil, 40 de San Antonio y 4 trabajadores de Bolland, la Federación no ha elevado su voz, el Sindicato no aparece y la Secretaría de Energía de la provincia, está en duda si le renueva por 10 años más las áreas a Rochs, aún cuando la petrolera ha incumplido todos los términos del acuerdo.

Cabe recordar que en Cámara de Diputados está en estudio un acuerdo firmado con las empresas Roch SA y Glacco Compañía Petrolera, para la extensión de las áreas que vencen en 2015. El acuerdo propone un canon de prórroga de 13 millones de dólares y uno de infraestructura para los Municipios por U$S 2,6 millones, tal como lo señala la ley 3.117.

Debido a las denuncias en contra de la petrolera pronunciada por los propios trabajadores, los legisladores se han manifestado cautelosos a la hora de aprobar el contrato de renegociación y solicitaron al Ejecutivo una serie de información antes de ratificarlo. El diputado Martín Paiva, presentó como iniciativa propia la caducidad de las áreas, encargándole al Instituto de Energía de la provincia un nuevo proceso de adjudicación de las áreas.

En este sentido hay quienes piensan que, además de existir un fuerte y evidente incumplimiento de parte de Roch, la situación es aprovechada por el oficialismo para realizar todo el proceso, que lleve a YPF a quedarse con las áreas petroleras explotadas hoy por la empresa cuestionada.

Comentá la nota