Se reactivan las charlas para reunificar a la CGT

Hasta el ala más kirchnerista del sector de Caló plantea acercarse a Moyano
Cada vez son más los dirigentes sindicales que impulsan la reunificación de la CGT tras las elecciones legislativas del 27 de octubre. Causó ayer sorpresa que se sumara a la iniciativa el estatal de UPCN Andrés Rodríguez. Sorprendió porque él integra el ala más kirchnerista de la central que encabeza Antonio Caló.

"Hoy está teñida la situación por el clima preelectoral. Es probable que cuando culminen las elecciones haya una recomposición o un reordenamiento del movimiento obrero. Lo veremos", dijo ayer Rodríguez en Radio La Red.

Rodríguez es uno de los hombres con mayor poder de decisión en la CGT oficialista. El jueves pasado, en un acto con los candidatos kirchneristas en la sede del Smata, definió a la gestión de Cristina Kirchner como "gloriosa". Ese mismo día, Caló también abrió las puertas para la reunificación. "Después de las elecciones intentaremos buscar coincidencias. La Corte quiere modificar el sistema de Perón. Si por mí fuera, doy un paso al costado por la unidad. Pero para bailar hacen falta dos y dejar los personalismos de lado", dijo al tender un puente a sus rivales Hugo Moyano (CGT Azopardo) y Luis Barrionuevo (CGT Azul y Blanca). Caló teme que un reciente fallo de la Corte Suprema sobre representación gremial se lleve por delante los beneficios políticos y económicos que el vigente modelo les facilitó para construir su poder.

En la CGT oficialista evaluarán esta semana barnizar un perfil más combativo. Consideran "insuficiente" la decisión de eximir el medio aguinaldo del impuesto a las ganancias. "Queremos una reforma tributaria amplia y que se eleven los topes del mínimo no imponible", se plantó un dirigente de peso ante la consulta de LA NACION.

Moyano, atento a los movimientos internos de sus rivales, intentará pasado mañana cerrar un acuerdo con los colectiveros de la UTA y los maquinistas ferroviarios de La Fraternidad para que se adhieran al posible paro nacional que convocará a fines de agosto con la CTA de Pablo Micheli. La UTA y La Fraternidad pertenecen, por ahora, a la CGT oficialista.

En medio de las conversaciones, Sergio Palazzo irá mañana por otro mandato en La Bancaria. Su rol es clave: no está con Caló ni con Moyano. Y ya habló con los dos para lograr un acercamiento..

Comentá la nota