Remiseros endurecieron posiciones en San Pedro

Remiseros endurecieron posiciones en San Pedro
Trabajadores del volante volvieron a hacer sentir su protesta ayer por la falta de respuestas de municipio a sus demandas para que deje sin efecto un decreto por el cual se autorizó el funcionamiento de cuatro cooperativas y se levanten multas que fueran aplicadas por el Juzgado de Faltas con motivo de los últimos cortes de calle a fin de año y en los primeros días de enero.
En horas de la mañana, tras el corte de puentes que circundan la ciudad que provocaron el consiguiente caos del tránsito, reaccionaron enardecidamente ante graves acusaciones vertidas por la diputada provincial Carolina Moisés en una radio local, y fueron a prender gomas frente al Municipio y cerca del palco central de los corsos, originádose momentos de tensión por un posible enfrentamiento con la Policía que custodiaba ambos sectores.

Advirtieron que iban a boicotear el desarrollo de los corsos si la comuna no daba marcha atrás con el decreto en cuestión, amenazas que recibieron la repulsa del Ejecutivo Comunal y de instituciones carnestolenda que se inscribieron para participar de los pasacalles.

El Fiscal Judicial Dr. José Alfredo Blanco, intervino en los acontecimientos luego que la comuna formulara la correspondiente denuncia, habló con ambas partes y se esperaba que en horas de la tarde se pudiera zanjar el conflicto. Por lo pronto había ordenado a Bomberos a apagar las gomas incendiadas y convocó a una audiencia a ambas partes a los efectos de llegar a alguna solución para que la primera noche de los corsos se realicen de forma normal.

Cabe señalar que dada la ausencia del intendente Julio Moisés, el Ejecutivo es presido por el presidente del Concejo Deliberante Javier Jurado, quien había recibido al Fiscal Blanco, que luego como primera medida dispuso un encuentro entre las partes para ver si existiera la posibilidad de acuerdo.

Los remiseros dijeron que “en el ejercicio de su derecho constitucional, denuncian el abuso del Departamento Ejecutivo al emitir un decreto que deroga ordenanzas vigentes, cuando las normas señalan que otra ordenanza puede dejar sin efecto otra”.

Reiteraron su “voluntad de diálogo, pero no hay respuestas. Si el municipio quisiera puede destrabar el problema, los compañeros quieren que se deje sin efecto el decreto que deroga la ordenanza 870 del año 2010”.

Desde una emisora sampedreña, al diputada Moisés calificó con duros términos a los remiseros y al asesor letrado, acusándo a los primeros de “instalar la anarquía” y considerar que “lo que hacen ellos es un acto de provocación permanente. El diálogo está roto porque ellos así lo quisieron. ¿Qué derecho tienen de colocar sus autos para cortar las calles?”, se pregunt•. Defendió la realización de corsos porque, “hay 1.500 personas que están trabajando directa e indirectamente durante todas las noches de los corsos, ellos se han preparado, han hechos sus inversiones, entonces no es justo que un pequeño grupo de remiseros provoquen estos inconvenientes”.

Remarcó que “la responsabiliza pasa por la Justicia y la Policía para desalojarlos.

Yo les pido a ellos que depongan esta actitud, porque advertimos que hay intereses políticos y económicos en este movimiento. Los corsos se hacen sí o sí”, ratificó desafiante la legisladora provincial.

Comentá la nota