Rigane:“Necesitamos que el Estado deje de ser el socio bobo de las multinacionales”

Rigane:“Necesitamos que el Estado deje de ser el socio bobo de las multinacionales”
José Rigane volvió a cargar contra las multinacionales y el fracaso de la política energética del país, en el medio de una situación complicada para las empresas del sector, como también las gasíferas. El Secretario General del Sindicato de Luz y Fuerza, directo y contundente como siempre, analizó esta problemática y volvió a pedir la recuperación del patrimonio nacional.
“Esto confirma lo que nosotros venimos diciendo de la política energético, que ha fracasado desde el proceso de la privatización y, particularmente, desde que se produjo la extranjerización de este modelo. Es un problema de estructura”, afirmó quien también es el Secretario Adjunto de la CTA Nacional, en relación a las empresas eléctricas y gasíferas que “están en situación de quebranto”.

En ese marco, agregó que “las empresas, cuando ingresaron al país, lo hicieron ganando y ahora se quieren ir con los números a su favor. El hecho de recaudar continuamente y que el Gobierno haya asumido la responsabilidad de pagar con subsidios el faltante que alegan tener ante el costo de las tarifas, se convirtió en un combo. Una parte la pagan los usuarios directamente y la otra también los usuarios a través del Estado”.

A su vez, el dirigente gremial anexó que “ahora las empresas dicen que entran en default y quieren que el Estado se haga cargo. No sólo no invirtieron en el desarrollo que era necesario hacer, sino que además en la época de las ‘vacas gordas’ adquirieron ganancias millonarias y giraron los dividendos fronteras afuera”.

Tomando como ejemplo a Mar del Plata, se refirió al caso de EDEA. Esta empresa que “puede llegar a tener la misma problemática que hoy sufre EDENOR o EDESUR, quienes se están declarando en default”.

Entonces, sin dudarlo, confió que “tenemos que cambiar el modelo energético, recuperar el patrimonio nacional. Por este camino no tenemos ningún tipo de solución y lamentablemente no existe una política que esté en manos del Estado, donde sea el protagonista y planifique, establezca las normativas a seguir e intervenga a la hora de poner precios”.

Posterior a expresar que “la mayoría de la energía, sobre todo gas, la estamos importando y estamos pagando precios siderales”, manifestó que “la situación es crítica porque no preservamos nuestros recursos”. Entonces, a sabiendas que el trabajo debería ser a largo plazo para “reacomodar todo”, esbozó: “Necesitamos que el Estado deje de ser el socio bobo de las multinacionales y se convierta en aquel que imponga las mejores condiciones para satisfacer el servicio de energía en función de las necesidades de los argentinos”.

Cuestión de subsidios:

De lleno en ese tema, Rigane deslizó que “se habla de que los subsidios, este año, llegarían a los 75.000 millones de pesos y que en el 2013 superarían los 80.000 millones de pesos. Es que ya hay muchos reclamos a nivel de gas, de comunidades, usuarios, de no querer pagar lo que aparece en la factura, que es la exigencia de abonar el impuesto al gas importado. La gente no es responsable de esa situación”.

Comentá la nota