El Sindicato de Trabajadores Municipales responsabiliza al Ejecutivo por las horas extras

Representantes del Sindicato de Trabajadores Municipales (STM), afirmaron que la iniciativa del intendente Pulti de recortar la cantidad de horas extras en dependencias comunales para paliar el déficit financiero es “imposible” de aplicar. “No es algo que uno pueda cortar, en todo caso deben tener un control más ajustado, pero eso depende del Ejecutivo; es responsabilidad de ellos y no de los trabajadores ni del Sindicato”, indicaron.
En declaraciones a Radio Nativa, el secretario de prensa del Sindicato de Trabajadores Municipales (STM), Hugo Poli, aseguró que la propuesta del Intendente de recortar el número de horas extras en las distintas dependencias con el objeto de disminuir los costos mensuales de la Comuna, “es imposible de aplicar desde el principio”.

Según dijo, “desde el punto de vista gremial, las horas extras es algo que no nos preocupa en demasía porque es algo temporal que no hace al ingreso permanente del trabajador y su familia”, aunque advirtió que “el malestar de los compañeros llegó al Sindicato y nosotros tomamos cartas en el asunto” y “en los días posteriores a esa decisión del Intendente, se empezaron a habilitar nuevamente las horas extras porque muchos lugares no funcionan si no es de esa manera”.

“El viernes, por ejemplo, Servicios Generales, ante la eventualidad de un problema eléctrico de la función pública, tuvo que otorgar horas extras para que los electricistas pudieran trabajar para que el lunes las oficinas estén en funcionamiento”, ejemplificó, y remarcó: “O sea, la hora extra no es algo que uno pueda cortar, en todo caso deben tener un control más ajustado, pero eso depende del Ejecutivo; es responsabilidad de ellos y no de los trabajadores ni del Sindicato”.

En ese orden, sostuvo que “el personal jerárquico tiene muchos años en la municipalidad y una extensa experiencia, y responde obviamente al personal político”. “Por supuesto que no existe la obedicencia debida porque ningún personal jerárquico va a hacer algo que vaya en contra de las reglas vigentes por más pedido político que tuviera, pero no obstante a eso, creo que si un personal jerárquico habilita horas extras de manera no reglamentaria, simplemente se lo llama y se le explica cuáles son las condiciones, porque no estamos hablando de personas que recién ingresan a la municipalidad y pueden estar confundidas”, puntualizó.

EMPLEADOS INGRESADOS “POR LA VENTANA” Y DEFICIENCIAS EDILICIAS

En otro párrafo, al ser consultado sobre la cantidad de personas que ingresan a la planta municipal sin concurso, Poli señaló que desde el sector hacen “presentaciones constantemente porque en las distintas oficinas se ha tomado personal de manera totalmente arbitraria y, al no tener hechas las correspondientes actas de personal municipal, hay una falta grave porque significa que una persona ajena a la municipalidad está manejando, entre otras cosas, documentación y personal”.

“En una empresa privada, el dueño tiene la potestad de traer al hermano, al primo o a quien sea y ponerlo a trabajar sin más que una decisión propia, pero en la función pública es muy distinto: para ser empleado municipal debe cumplir determinados requisitos y pasos, pero cuando eso no se da, queda automáticamente inhabilitado para dar ningún tipo de orden y manejar información. Tengamos en cuenta que en la municipalidad se maneja muchísima información personal de los contribuyentes y no puede estar en manos de cualquiera”, aseveró.

En otro orden, el dirigente gremial hizo referencia a la retención de tareas que llevaron adelante en los últimos días los empleados de la oficina de Defensa del Consumidor. “No hay calefacción por falta de mantenimiento, pero lo tratamos de resolver temporariamente con la colocación de aparatos individuales en cada una de las oficinas”, explicó.

“El tema es muy sencillo: desde hace muchos años no tenemos mantención y se han cambiado las oficinas de lugar, modificando las instalaciones eléctricas y la red de calefacción, lo que se hace a través de empalmes, alargues, en lugar de hacerlo de una forma prolija”, añadió.

Comentá la nota