El SOMU no podrá impedir exportar productos pesqueros

El SOMU no podrá impedir exportar productos pesqueros
Desde hace un año y medio el gremio viene llevando adelante acciones que no permiten a las empresas adheridas a la Cámara de la Industria Pesquera facturar al exterior unos 20 millones de dólares mensuales.
Una resolución del juez federal Alfredo López ordena al Sindicato Obrero Marítimos Unidos (SOMU) que se abstenga de adoptar cualquier medida que, en forma directa o indirecta, impida la exportación de los productos pesqueros de las empresas adheridas a la Cámara de la Industria Pesquera Argentina. Asimismo, se dispuso anoticiar al secretario general del gremio bajo apercibimiento de remitir los antecedentes a la Justicia Penal y aplicar astreintes (sanciones económicas) en caso de incumplimiento.

La determinación del magistrado fue recibida con beneplácito por los integrantes de la Cámara, que ayer, en conferencia de prensa, informaron sobre la novedad.

Oscar Fortunato, titular del Consejo de Empresas Pesqueras Argentinas, explicó que "lo que el SOMU viene planteando desde hace un año y medio es un boicot; al prohibir la carga de contenedores con pescado, no permite exportar, lo cual nos corta la posibilidad de generar divisas; esto, que es muy grave, provoca un ahogo económico y financiero de las empresas afectadas; por mes, estamos perdiendo una facturación de alrededor de 20 millones de dólares; pero además, damos al exterior una muy mala imagen ya que no brindamos seguridad en cuanto al cumplimiento en tiempo y forma de los compromisos que asumimos como proveedores".

Detalles y comentarios

Fortunato dijo luego que "como queremos terminar con este tipo de acciones, pedimos una medida autosatisfactiva en la Justicia Federal que, en poco tiempo, fue resuelta favorablemente; entendemos que, en caso de haber diferencias salariales, algo que a las Cámaras de Mar del Plata no les fue comunicado, hay ámbitos adecuados para discutirlas; desconocemos los motivos por los cuales el SOMU está llevando a cabo esta extorsión", señaló.

Más tarde planteó el problema adicional que representan los contenedores que ya fueron enviados a Buenos Aires por vía terrestre; "además de la estadía, hay que pagar los gastos de energía que requiere el mantenimiento de los productos, lo cual aumenta nuestros costos", se quejó.-

Finalmente aclaró que "en caso de que el gremio persista en su actitud, queda expuesto a que se le apliquen sanciones económicas y a pagar los daños que provoque".

El intendente recibió a las cámaras

Con relación al conflicto recurrente protagonizado por afiliados al SOMU que interfiere en la actividad portuaria y que derivó en un fallo de la Justicia Federal, el intendente Gustavo Pulti y el secretario de Desarrollo Productivo, Horacio Tettamanti recibieron ayer a representantes de la Cámara de la Industria Pesquera Argentina (Caipa), del Consejo de Empresas Pesqueras Argentinas (CEPA) y de la Cámara de Armadores.

Gabriel Quercia (Caipa), Oscar Fortunato (CEPA) y Darío Sócrate (Armadores) reiteraron ante los funcionarios municipales la posición que explicaron un rato antes en conferencia de prensa (ver aparte). "El intendente conocía la situación profundamente", infirmó luego Fortunato, quien puntualizó que Pulti "está haciendo gestiones y en las próximas horas nos va a informar acerca de posibles reuniones con autoridades provinciales y nacionales" para superar los inconvenientes.

Comentá la nota