En Suárez no hubo acuerdo y siguen las medidas de fuerza

Se reunieron el Ejecutivo y el STM, pero se aplazó la discusión salarial hasta que la Provincia pueda aprobar el Presupuesto 2016. Solo se cubren las guardias hospitalarias mínimas.

Los empleados comunales nucleados en el Sindicato de Trabajadores Municipales de Coronel Suárez continuarán con las medidas de fuerza que vienen llevando a cabo desde hace varios días en reclamo de mejoras salariales, luego de que ayer no se pudiera llegar a un acuerdo al respecto en una reunión que mantuvo el secretario de gobierno suarense, Guillermo Sol, con representantes locales y de la región del STM.

Por el momento, los trabajadores se mantendrán en estado de asamblea permanente y movilización, garantizando solo la cobertura de las guardias mínimas en el hospital municipal. Sobre la pauta salarial, las conversaciones se retomarían entre el viernes y el próximo lunes, en caso de que mañana la Legislatura bonaerense apruebe el Presupuesto 2016 de la Provincia.

En ese sentido, el secretario de Gobierno suarense, Guillermo Sol, remarcó que primero es necesario conocer los fondos coparticipables para el distrito, para recién después sentarse a discutir el aumento salarial.

“Queremos conocer los números concretos. Hoy en día, el 72% del Presupuesto municipal está compuesto de fondos coparticipables, que tienen una injerencia directa en la vida del municipio”, manifestó.

“Por ello, acordamos que el lunes nos reuniremos si la Provincia logra -mañana- sancionar el Presupuesto, y que nos informen sobre el fondo de coparticipación para que podamos sacar los números; o si vamos a tener salvatajes extraordinarios. Eso nos dará una base de seriedad para hablar de pautas salariales”, añadió.

Sol calificó como “ilegal” la actitud del STM al tener los servicios cortados -incluso, se está organizando un sistema alternativo de recolección de residuos- y recalcó que la comuna deberá descontar los días no trabajados y el presentismo de los trabajadores que se plieguen a la medida.

“La discusión sobre el aumento salarial debe darse en el marco de un municipio en marcha y trabajando. No puede ser que tengamos los servicios cortados; en algunos sectores de la ciudad tenemos pérdidas de agua que van creciendo todos los días”, dijo.

Asimismo, recordó que la comuna se mantiene firme en las propuestas hechas la semana pasada a la cúpula del STM suarense, como la reincorporación de 60 trabajadores que habían concluido sus contratos el 31 de diciembre de 2015; el pago de un bono de 2 mil pesos con los haberes de enero; y el debate del aumento salarial.

Muy compleja

El funcionario afirmó que la situación actual del municipio es “muy compleja”. Haciendo una proyección con los números del año pasado -sin tener en cuenta aumentos-, la masa salarial para todo 2016 de la comuna suarense ascendería a unos 286 millones de pesos, teniendo un presupuesto estimado en 410 millones de pesos.

“A esos números habría que sumarle el aumento en las cargas médicas y otras que se hacen de Hacienda, pero podríamos decir que los sueldos se llevan el 65% del presupuesto”, dijo.

“En la actualidad hay unos 1.550 trabajadores municipales, a los que se suman personas que no están directamente vinculadas, pero sí lo están con proyectos de la comuna, como las cooperativas de trabajo. Pero también tenemos que tener en cuenta que a fin de 2013 había 1.200 empleados, entre estables y contratados. Se sumaron 400 personas en dos años, y hay que asumir que el gobierno anterior tiene una corresponsabilidad con esto”, añadió.

Comentá la nota