Con la suba del salario mínimo, municipales piden abrir paritarias

La Federación de este gremio presentó sus nuevas autoridades y anunció el pedido de reapertura de las negociaciones debido a que, en la actualidad, el sueldo mínimo del sector es de $ 2.000.

La Federación de Sindicatos Municipales de la Provincia de Mendoza presentó ayer a su nueva conducción y anunció la reapertura de las paritarias del sector. Fabián Barahona es el reciente presidente de la Federación en la provincia e inició su gestión de cuatro años abriendo una lucha salarial para alcanzar el nuevo Mínimo Vital y Móvil (SMVM).

La intención es elevar el sueldo de los 40 mil empleados municipales a los 3.600 pesos anunciados para enero por la presidenta Cristina Fernández. Actualmente, según indicaron las autoridades, el sueldo mínimo de un municipal está en los 2 mil pesos y alrededor de 600 trabajadores no están en planta. No descartan movilizaciones en el caso de no tener respuestas.

"Vamos a pedir la reapertura de las paritarias y a planificar las medidas de acción directa en el caso de que el Gobierno Provincial no nos la conceda", anunció enfáticamente Osvaldo Pereyra Castro, actual Coordinador de la Confederación de Obreros y Empleados Municipales de Argentina (Coema).

"La lucha también tiene un significado para los que están en trámite de jubilarse ya que, actualmente, un jubilado que trabajó 30 años está ganando entre 1.400 y 1.500 pesos", indicaron desde la nueva comisión. A su vez, indicaron que el sector se encuentra hoy en una situación de precarización con aquellos trabajadores que no están en planta permanente.

"En Argentina hay más de 200 mil trabajadores en condición de inestabilidad, al no tener seguridad en su permanencia. Este número supera, en algunos lugares del país, a los trabajadores en planta", indicó el diputado de la Ciudad de Buenos Aires y secretario de la Coema, Alejandro Amor, quien vino a la provincia para apoyar la nueva conducción. Según los referentes provinciales, la situación se repite a escala en Mendoza donde hay un gran sector en inestabilidad.

Es por eso que las nuevas autoridades de la Comisión intentarán focalizar en estos temas. "Estamos pidiendo que nos fijen al SMVM como cualquier otro trabajador. Nosotros ya hicimos el pedido, ahora es el Gobierno Provincial el que tiene que fijar la fecha de negociaciones", indicó Barahona.

La función que tendrá la Provincia en estas paritarias será mediar entre los municipios y los gremios. Por lo pronto, ayer en la tarde hubo un Congreso con unos 130 delegados municipales que recibirían capacitación para pararse mejor en las negociaciones salariales.

Barahona era el secretario general del gremio de municipales de Luján y fue uno de los dos candidatos que se postularon para la presidencia de la Federación. Representó a la lista oficialista que, si bien se reconoce peronista, no comulga con las políticas económicas del Gobierno Nacional. Señaló que las últimas paritarias fueron en febrero de este año y que la inflación siempre supera los aumentos.

La Federación es la encargada de nuclear a los distintos gremios municipales y la intención es ayudarlos a que, más allá de lograr el salarios mínimo, luego ellos puedan negociar otras mejoras.

Comentá la nota