La UTA también amenaza con un paro de subte, pero de 72 horas

La Unión Tranviarios Automotor se declaró este martes en estado de "alerta y movilización" y no descartó una huelga general de tres días a partir del lunes. Los metrodelegados, el sindicato rival, también amagan con medidas de fuerza, a partir del jueves
"En virtud del tiempo transcurrido sin solución a las paritarias anuales (…) la U.T.A (Unión Tranviarios Automotor) se declara en estado de alerta y movilización y dispone de un paro de 72 horas, a partir del próximo lunes 6, a las cero horas”.

Así lo declaró en un comunicado de prensa el sindicato liderado por Roberto Fernández, al anunciar una medida de fuerza, a poco de una decisión similar que había adelantado el gremio de los metrodelegados.

En ambos casos, los representantes de base de los trabajadores advierten que realizarán medidas de fuerza en caso de que no existe un avance en las negociaciones salariales, habida cuenta que meses atrás, se llegó a una tregua tras otorgar Metrovías una suma fija de 1.000 pesos, a cuenta del cierre de la paritaria.

Fernández y los sindicalistas de base exigen al menos un aumento, por encima de ese dinero no remunerativo, del orden del 10 por ciento según las escalas salariales que rigen para el personal que desarrolla sus actividades bajo tierra.

El propio jefe de la UTA ratificó en declaraciones a la prensa que "el lunes próximo el servicio de subterráneo y de premetro estará paralizado" y que esa protesta continuará por tres días, en caso de que no se avance con el diálogo.

La protesta, en tanto, ocurre mientras no logra haber un acuerdo entre los gobierno de la Nación y de la Ciudad sobre la responsabilidad del manejo de ese medio de transporte. La administración de Cristina Kirchner advierte que Mauricio Macri aceptó el traspaso en enero, cuando firmó un convenio, mientras que el líder del PRO responde que hasta tanto la Legislatura porteña no apruebe una ley específica, el subte sigue bajo control de la jurisdicción federal.

Comentá la nota