Terminó sin acuerdo la audiencia de conciliación entre el sindicato de Camioneros y Supermercadistas

Terminó sin acuerdo la audiencia de conciliación entre el sindicato de Camioneros y Supermercadistas

La audiencia de conciliación celebrada entre supermercadistas cordobeses y el sindicato de Camioneros no permitió solucionar el conflicto que los separa, razón por la que volverán a reunirse el próximo viernes.

El encuentro se desarrolló en la Secretaria de Trabajo de la provincia, cuyo titular, Omar Dragún, dictó la conciliación obligatoria hace casi una semana, lo que puso fin a los ocho días durante los cuales los camioneros bloquearon el acceso a los centros de distribución de cuatro supermercados.

Tras la audiencia concretada hoy, el titular del gremio de los camioneros en Córdoba, Enrique Barraud, aseguró a la prensa: "no se llegó a ningún acuerdo, razón por la que seguirán las tratativas y el viernes tendremos otra reunión en el marco de la conciliación obligatoria".

"Ellos proponen un aumento mínimo, cosa que no aceptamos, porque es insignificante. Nosotros queremos lo previsto en el convenio. Aunque respetamos la conciliación, seguiremos defendiendo nuestra posición", enfatizó el dirigente.

De la audiencia también participaron los representantes de la Asociación de Empleados de Comercio (Agec), así como de la Cámara de Supermercadistas, que encabeza Ricardo Brasca.

José Manuel Fernández, abogado de los supermercadistas, dijo a Télam que "independientemente de la postura de cada gremio, nosotros nos comprometimos a efectuar una oferta económica para lo cual están trabajando los estudios contables de las cuatro cadenas, porque la realidad de las cuatro no es la misma".

"No estamos interesados en que esta situación se prolongue, sino en darle una solución. Por eso y con independencia de que la cuestión pueda terminar planteándose ante la Justicia, mientras tanto tratamos de contribuir a la conciliación con una mejora salarial", remarcó el letrado.

El Sindicato de Camioneros pretende que sean afiliados a ese gremio 300 trabajadores que prestan funciones en los depósitos de los cuatro supermercados que fueron bloqueados, Cordiez, Mariano Max, Almacor y Buenos Días, todos de capitales cordobeses.

Se trata de trabajadores que el Sindicato de Camioneros reclama encuadrar dentro de su rama Logística y, para ello, invocan un convenio celebrado el 1 de diciembre con los representantes de los supermercadistas.

El conflicto entre los camioneros y los supermercadistas recrudeció luego de que un laudo del Ministerio de Trabajo de la Nación dispuso que los transportistas que cumplen tareas en los supermercados pertenecen a la actividad comercial.

De acuerdo con el laudo, el sindicato al que deben pertenecer los 300 trabajadores es la Asociación de Empleados de Comercio encuadrados dentro del Convenio Colectivo de Trabajo 130/75, y no al Sindicato de Camioneros.

Comentá la nota