Tomada sobre el paro de Moyano: "No tiene sentido que sea por Ganancias o despidos"

Tomada sobre el paro de Moyano:

El ministro de Trabajo calificó de "partidaria" la medida de fuerza que realizará la CGT opositora el 28 de agosto. Según dijo, "hoy no están dadas las condiciones para un paro general" porque "no hay más despidos que los que había en 2012 o 2013"

"Ninguna de las situaciones alegadas da para un paro general". Así respondió el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, consultado sobre la medida de fuerza que llevará adelante la CGT que lidera Hugo Moyano, el 28 de agosto.

La falta de actualización del mínimo no imponible, que cada vez castiga el bolsillo de más trabajadores y, a la vez, absorbe gran parte de la mejora salarial que se consiguen en las paritarias, no es motivo para Tomada para que provoque malestar social y menos para que los sindicatos llamen a un paro general.

"El derecho a la protesta en la Argentina está plenamente vigente, es un logro de todos los argentinos de la democracia y eso continuará. El paro el legal pero yo me preguntaría cuánta legitimidad tiene esta medida" de la CGT opositora, lanzó el titular de la cartera laboral.

En declaraciones al canal C5N, fundamentó sus dichos al sostener que "no tiene sentido hacer un paro por el tema del Impuesto a las Ganancias, ni plantear los despidos o las suspensiones". "¿De qué estamos hablando? Hoy no hay más despidos de lo que había en 2012, 2013. No hay más suspensiones", aseguró, pese a que el Indec reconoció en el segundo trimestre una caída de la desocupación en comparación con ese mismo período de un año atrás.

Pero Tomada insistió en su análisis y dijo que este año "no se perdió poder adquisitivo" a la vez que las paritarias cerraron en el primer tramo "por encima de la inflación del Indec". Y hasta se mostró confiado en que los salarios le ganarán a fin de año a la acelerada suba de precios, que no cesa.

"Cuidado cuando hablamos de números en estos tiempos, porque hablamos de gente, ilusiones, realidades. Hoy no están dadas las condiciones objetivas para un paro general, y de hecho no será un paro general. Los paros siempre son políticos, y los generales mucho más, pero este es partidario", opinó.

Para el ministro, es partidario porque "tiene que ver con el posicionamiento frente a los candidatos, frente al futuro gobierno". "Pero bueno, se plantea como un paro, están con su derecho de hacerlo, pero la situación va a continuar. No hay confrontación entre el Gobierno y los trabajadores", subrayó.

Comentá la nota