Los trabajadores de la AFIP retoman las medidas de fuerza esta semana

Ante la falta de respuestas a sus reclamos salariales y laborales, el gremio que representa a los empleados del organismo recaudador convocó a un paro total de actividades para el próximo viernes. Ese día no se atenderá al público en Tucumán. Malestar por la modificación horaria y la no convocatoria a paritarias.
27/05/2012 9:27 PM | Debido a la falta de respuestas de las autoridades del organismo a sus reclamos laborales y salariales, los trabajadores de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) retomarán esta semana las medidas de fuerza.

Tras el fracaso de la conciliación obligatoria que había dispuesto el Ministerio de Trabajo de la Nación y que culminó sin pena ni gloria el pasado jueves, la Agremiación de Empleados Fiscales e Ingresos Públicos (AEFIP) resolvió convocar a un paro nacional de actividades para el próximo viernes.

Así lo confirmó a EL SIGLO el delegado local ante el Consejo Nacional de AEFIP, Manuel Núñez Ingrao, quien precisó que, en el caso de la Delegación Tucumán de la AFIP, "el paro de actividades será sin asistencia a los lugares de trabajo, por lo que el viernes no se atenderá al público".

Agregó que la jornada nacional de protesta incluirá, en Buenos Aires, una movilización a la sede central de la AFIP, que está ubicada frente a la Plaza de Mayo.

El dirigente advirtió que "este es el inicio de un nuevo plan de lucha ante a la falta de acuerdo sobre el tema de la modificación horaria y las paritarias salariales" y anticipó que "el lunes de la próxima semana se realizará una asamblea de delegados de las regionales de todo el país para definir la continuidad de las medidas de fuerza".

El sindicalista explicó que, en el marco de la conciliación, "las autoridades de la AFIP se mantuvieron firmes con la medida que dispuso la modificación del horario de atención y no dieron respuesta al reclamo para que se inicien las paritarias salariales con la participación del gremio".

Agregó que "solamente hubo promesas de que en 90 días se resolverá el tema de la cobertura de cargos vacantes y la reanudación de los concursos para designación de personal jerárquico, pero eso es algo que las autoridades ya se habían comprometido a concretar en 2009 y todavía no cumplieron. Por eso, en el acta que se firmó la semana pasada el gremio dejó plasmadas sus dudas sobre el cumplimiento de esta medida", apuntó.

Núñez Ingrao agregó que "también hay una mora del organismo respecto al cumplimiento de la Carrera Administrativa que permita avanzar con una recategorización del personal, debido a que hay trabajadores que cumplen funciones desde hace años en puestos superiores y no son reconocidos".

Polémica modificación horaria

Respecto al tema de la modificación horaria, que es uno de los ejes del conflicto, el delegado tucumano en la conducción nacional de AEFIP insistió en que "se trata de una medida que se adoptó de manera intempestiva, disponiendo que en todo el país el horario de atención sea de 10.00 a 18.00 en invierno y de 9.00 a 17.00 en verano, que en algunas provincias, como en Tucumán, no les conviene ni a los trabajadores ni a los contribuyentes".

Núñez Ingrao informó que "en la conciliación el gremio planteó que, si se niegan a volver al viejo horario de 7.00 a 15.00, se establezca el horario de 9.00 a 17.00, pero que se reduzca una hora para la mayoría del personal, dejando de 16.00 a 17.00 una guardia mínima en cada área. Sin embargo, están cerrados con la medida y ni siquiera están dispuestos a analizar alternativas, por lo que se decidió volver al plan de lucha", explicó.

Reclamos salariales

En cuanto al tema salarial, el sindicalista indicó que "las autoridades dijeron que se dará la misma mejora que para el resto de los empleados públicos nacionales, con un aumento del 20 por ciento, a pagarse un 10 por ciento en julio y el resto en septiembre". En cambio, aclaró que "el gremio insistió en la necesidad de participar de las paritarias, para que ese porcentaje de aumento se distribuya entre los trabajadores de la AFIP de modo tal que se destine una suma mayor a los que menos ganan y un porcentaje inferior a quienes perciben sueldos más elevados".

A propósito, advirtió que "mientras que los empleados ganan en promedio 8 mil pesos, un director regional percibe mensualmente en mano más de 40 mil pesos, por lo que la brecha salarial es enorme. Sin embargo, las autoridades no aceptaron entrar en discusión sobre este tema y no sabemos cómo se aplicará la mejora salarial para los trabajadores de la AFIP. Por eso el paro del viernes", sentenció.

Por otro lado, el dirigente de AEFIP dijo que en el organismo recaudador "a causa de que no se instrumenta el mecanismo de concursos para la designación de personal jerárquico desde hace 20 años, sigue existiendo una estructura verticalista, que genera problemas entre las propias jefaturas, entre los niveles más altos y los otros intermedios". Al respecto, Núñez Ingrao razonó que "si una persona gana su cargo por concurso y no porque lo eligen a dedo, lo tiene asegurado por cuatro años y sabe que no puede ser removido por el hecho de no acatar una simple orden".

Comentá la nota